¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

El hockey, deporte a imitar

Brisa Bruggesser, figura del hockey tandilense.

Por Eduardo Aldasoro

La puesta en marcha y arraigo, de cualquier deporte, se apuntala en un generoso esfuerzo inicial y una persistente y tenaz voluntad que le permite desarrollarse y expandirse. No escapa a esta regla, en cierta forma axiomática, el hockey sobre césped. Como ocurrió con el fútbol, el rugby, el golf, el tenis y otros deportes, tuvo su origen en Europa, pero fue reglamentado como actividad deportiva en Gran Bretaña y se lo comenzó a practicar a fines del siglo pasado, en la forma que lo conocemos actualmente. En Tandil, se instaló en 1963 por conducto de British School, un establecimiento privado de enseñanza dirigido por Santiago Carroll y su esposa Shirley.

A raíz de este emprendimiento, se incorporaron los clubes Independiente y Los 50, que cedían sus instalaciones a aquel establecimiento educativo para las prácticas de sus alumnos. Un grupo de damas incentivadas por el entusiasmo que había despertado esta actividad decide crear el Tandil Hockey Club, presidido por Olga de Bálsamo, siendo secretaria Irma de Tassara y tesorera Shirley Carroll.

En 1966, Los Cardos y Uncas, que ya contaban con equipo de rugby de varones, anexan el hockey sobre césped y el campo de deportes del club Independiente, donde los rojinegros practicaban y tenían la cancha oficial de fútbol, se utilizaba para llevar a cabo eventos amistosos para el desarrollo de la actividad. Fueron impulsores Carlos Díaz Saubidet, presidente de Los Cardos, y Elsa Larsen, dirigente de Uncas, entidad que en 1969 adquirió el predio donde funcionaba “El Manantial de los Amores” en los ’70. Es decir, cuatro instituciones sumaron el hockey a sus actividades deportivas.

El clima era propicio para organizar torneos y para ello era menester constituir una asociación de manera tal que se organizaran eventos y se pueda expandir el deporte. El 24 de marzo de 1972, en la sede de Los Cardos, sita en 9 de Julio y Maipú, se reunieron Carlos Díaz Saubidet, Ricardo Usandizaga, Cecilia Curuchet, María J. Usandizaga e Inés Jauretche, por Los Cardos; por Uncas, Alfredo Menéndez, Jorge Salas, Elsa Larsen y Lilian Villaverde; por Independiente, Catalina Garbellini y Eduardo Aldasoro; y por Los 50, Amalia Quintela y César Lissarrague. De esta manera, se conformó la primera comisión directiva, compuesta por Carlos Díaz Saubidet (presidente), Elsa Larsen (secretaria), Ricardo Usandizaga (tesorero), César Lissarrague y Eduardo Aldasoro (vocales).

De esta manera, se ponía en marcha lo que hoy es una tangible realidad, la ciudad vio a los clubes crecer sin prisa pero sin pausa. Hoy, todos cuentan con piso sintético y, con todas las categorías, llevan a cabo una intensa actividad, participando asiduamente en todos los eventos que se llevan a cabo en el país. Esa impronta le ha permitido al club Independiente alcanzar consagraciones en damas y caballeros, lograr para Tandil plazas en torneos nacionales.

No podemos dejar de citar que Laura Aladro, exarquera del club Independiente, fue integrante de Las Leonas. Han sido y son varias las jugadoras que integran equipos de Capital Federal.

Hoy, Brisa Bruggesser se encuentra en Brasil, preparándose para los Juegos Olímpicos de la Juventud. Esto habla de un trabajo y una disciplina que descollan en esta ciudad, que compite de igual a igual con equipos de nivel nacional.

Vayan las felicitaciones para los dirigentes, profesores, jugadores/as de todos los niveles, como también para la Asociación de este deporte, por dejar a la ciudad en los primeros planos nacionales.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario