¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Las opciones de Del Potro de cara a Wimbledon

El pasado viernes Juan Martín Del Potro anunciaba que no podía disputar el torneo de Queen’s, la gran antesala de Wimbledon. Este anuncio hace saltar de nuevo las alarmas sobre las posibilidades de que ‘Delpo’ realmente pueda competir a principios de julio en el prestigioso campeonato que se celebra en el All England Club. El tandilense llegaría a Londres sin rodaje en hierba y prácticamente sin rodaje en general, pero aun así cuenta con opciones.

Tras perder en tercera ronda de Roland Garros ante Andy Murray, Del Potro sufría una inflamación en la parte del pubis que le obligaba a cancelar su participación en Hertogenbosch, torneo que supone el inicio de la temporada de hierba, y a regresar a Tandil para dar comienzo con la rehabilitación. Esta semana bajaba del puesto 30 al 31 en el ranking de la ATP pero, en principio, no sólo se espera que esté presente en Wimbledon sino también que haga un buen papel.

Las casas de apuestas, que suelen ser un buen marcador de cómo se presentan los aspirantes a ganar un título, sitúan al tandilense mejor que otros tenistas que han estado compitiendo más de continuo y con buenos resultados como Dominic Thiem o Kei Nishikori. Nadie da por rendido a Del Potro, ni siquiera en un torneo que no se le da especialmente bien.

La de 2009 fue sin duda la mejor temporada en la carrera deportiva de Juan Martín Del Potro. En esa inolvidable final con Roger Federer y sin haber cumplido aún los 21 años, el tandilense ganaba el Abierto de Estados Unidos y se llevaba su primer, y único hasta la fecha, Grand Slam. Una hazaña que le valió el reconocimiento, junto a otros galardonados, al mejor deportista del año según la prensa nacional, y lo que es igual de importante o más: el respeto y admiración de todo el mundo del tenis, no solo por haberse llevado el US Open con esa edad sino por ante quien lo hizo (después de vencer en semifinales a Rafael Nadal) y por cómo lo hizo. Ese mismo año, sin embargo, y apenas unos meses antes de esta gesta, Del Potro no pasaba de la segunda ronda en Wimbledon.

Juan Martín no alcanzó los octavos de final del Grand Slam inglés hasta 2011 (después de haber superado su primera lesión grave, la de muñeca en 2010) y su mejor resultado sigue siendo el de las semifinales de 2013. Luchó esas ‘semis’ ante Novak Djokovic pero no pudo ser; con todo, fue un auténtico logro y un paso más en la rápida recuperación que el tenista tuvo que trabajarse entre 2011 y 2013, con medalla olímpica de bronce incluida.

En 2014, segunda lesión fatal en la muñeca y falta en Wimbledon, ausencia que se repetiría en 2015, año en el que no pudo participar en ningún Grand Slam. En la segunda parte de la pasada temporada, el Ave Fénix de Tandil volvió a levantar el vuelo y se quedó a las puertas de los octavos del torneo inglés. Además, volvió a los cuartos de final del US Open cuatro años después. Esta temporada, tras ser baja en Australia, Del Potro puede estar contento con su resultado en París: caer en tercera ronda ante el número uno del mundo después de cuatro ediciones sin jugar el Roland Garros, no está nada mal.

El problema en el pubis es un nuevo obstáculo en la recuperación del jugador de 28 años, pero está claro que si finalmente puede jugar va a hacerlo dando el 100%. Especialista en volver a levantarse, el tandilense se encontrará con un campeonato en el que, a diferencia de otras ediciones, no hay un favorito claro.

Federer cayó la semana pasada en Stuttgart en el primer partido que jugaba tras perderse toda la temporada de polvo de ladrillo; Nadal acaba de ganar su décimo título de Roland Garros pero no sería la primera vez que tropieza en Wimbledon; y en cuanto a Murray y Djokovic, ninguno acaba de encontrar la regularidad esta temporada.

Wimbledon es un clásico que ya nos ha dejado historias increíbles, como cuando Goran Ivanisevic ganó en 2001 siendo el número 125. La situación de Del Potro no es la ideal pero desde luego es mejor que la del croata entonces. Si el tandilense disputa Wimbledon, tiene opciones, pero el gran dilema es si él y su equipo decidirán jugársela e ir a Londres, o preferirán centrarse directamente en la preparación del próximo Grand Slam: el Abierto de Estados Unidos.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario