¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Cansados de que apedreen los micros, choferes de la línea 503 exigen soluciones

Cansados de que apedreen los colectivos en la zona de La Movediza, los choferes de la Línea 503 (azul) decidieron alzar su voz para exigir soluciones porque la problemática se agrava y temen por su seguridad y la de los pasajeros.

Juan Manuel Pose, el delegado de los choferes, explicó que hace como seis meses que tienen el problema de que los micros son apedreados en el barrio La Movediza, pero en los últimos días la situación se ha agravado.

“Está muy complicado el tema, llegamos al punto de que el sábado al mediodía nos golpearon una luneta trasera que se rompió. La piedra entró y el colectivo atrás tiene cortinas. Eso fue lo que salvó a la gente que estaba sentada atrás, el vidrio cayó dentro de la cortina”, indicó.

Otro hecho sucedió días atrás cuando una piedra entró por la ventanilla y todos los vidrios cayeron en el interior del habitáculo. “Gracias a Dios no hubo ningún herido”, expresó Pose.

Matías Serén, el colectivero al que le sucedió el incidente de la luneta, indicó que “el miedo que provoca la explosión es muy grande porque que te explote en la nuca una luneta que mide más de 2 metros es tremendo. La gente quiere colaborar, quiere salir a buscarlos, pero no llegamos a ver quien es el artífice de todo esto”.

Una solución
Inmediata

En ese sentido, Pose expuso que el Municipio está en tratativas con la empresa 503, que ya planteó la problemática. “Estamos esperando la resolución de la Municipalidad, y de acuerdo a la respuesta que nos den, los choferes vamos a ver qué decisión tomamos. Necesitamos que nos acompañe un móvil o algo, una solución inmediata”, afirmó.

Y resaltó que necesitan respuestas rápido “más que nada por los pasajeros, que son los que más perjudicados pueden salir, porque si se rompe un vidrio se puede arreglar pero un pasajero puede sufrir heridas de gravedad”.

Suspender el
recorrido

En cuanto a los hechos en sí, sostuvo que en un principio sucedían en horas de la noche, pero ahora les preocupa que es durante todo el día, en cualquier horario.

“Queremos que se tomen medidas de seguridad, hay un destacamento en La Movediza, se le ha avisado varias veces pero cuando ellos van ya no hay nada”, aseguró.

Además, marcó que les asusta también “el tamaño de las piedras ya que últimamente pasa a cualquier hora del día. Son piedras muy grandes, para romper una luneta de un vidrio que es triple de un colectivo le tenés que tirar con una piedra muy grande”.

“Queremos creer que son chicos o algunos vándalos que andan sueltos porque la mayoría de la gente de La Movediza es trabajadora. De hecho, nuestro mayor parque de pasajeros está allí”, manifestó.

En tanto, Matías Serén deseó que les den “un resguardo por parte de la Policía” y admitió que cuando llegan al barrio tienen miedo porque “no sabemos de dónde puede venir el piedrazo, ni quien lo tira, ni dónde, un día es en Suárez García, otro día subiendo la loma, otro día en La Pastora y mirás para todos lados y no hay nadie”.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario