¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Cómo identificar los alacranes venenosos y los inofensivos

Durante este verano una de las preocupaciones que surgió entre la población es la aparición de alacranes en Buenos Aires, lo que ha causado varias picaduras y que despertó la atención de la comunidad, para saber qué hacer en caso de sufrir algún ataque de este arácnido.

Ante este tema, en Tandil una vecina se comunicó con esta Redacción y señaló que en la zona del barrio Mirage, donde vive, encontró alacranes y roedores en las habitaciones de su vivienda. Además, pidió ante el Diario que desde el Municipio se interceda para limpiar un baldío lindero a su domicilio que está abandonado desde hace mucho tiempo.

Ante esta situación, en el programa “Dulce o amargo” (104.1 Tandil FM) fue consultado el director de Bromatología, Omar Olivera, quien se refirió al tema. Expresó que “lógicamente que se va creando una preocupación, aunque en Tandil no hubo caso serios. Sí se registraron en otros lugares, como en Buenos Aires, donde hubo situaciones complejas de salud tras la picadura del alacrán”.

Explicó que “en la provincia de Buenos Aires hay dos tipos de alacranes, uno que es venenoso y otro que no lo es. El alacrán que hemos encontrado en Tandil no es venenoso. Su picadura produce un gran dolor, una roncha, pero no es peligroso para la salud”.

Agregó que “después está el otro que es peligroso y principalmente para los chicos por la cantidad de veneno que inyecta, aunque hay casos que se han registrado picaduras y no han producido consecuencias, quizás por la cantidad de veneno que introduce o porque la picadura no es lo suficientemente profunda”.


Recomendaciones

El funcionario fue categórico al expresar que “queremos llevar tranquilidad a la población y advertirlos de algunas cuestiones. En caso de aparecer un alacrán no hay que tratar de agarrarlo con la mano, preferentemente hay que buscar un frasco, en lo posible de vidrio, para que nosotros luego lo podamos observar”. Detalló que “el frasco se pone boca abajo, se pasa una hoja (por debajo) para después poder invertir el recipiente”.

Al ser consultado sobre dónde se puede hallar este arácnido, señaló que “generalmente es domiciliario, en el campo es raro encontrarlo. Lo que tengo que mencionar que en la zona se ha dado la aparición de alacranes en cercanías a cerros. Lo que nos han traído los vecinos son del barrio Falucho I, del barrio La Movediza y en la zona de Uncas”.

En cuanto a cómo diferenciar un alacrán de otro, sostuvo que “lo principal es que lo traigan a Bromatología y nosotros lo analizaremos para saber si es o no venenoso. Una forma rápida de verlo es por las pinzas, el que no tiene veneno son anchas las pinzas y muy cortas. En tanto el venenoso es al revés, son pinzas finas. Esa es la primera diferenciación. La otra diferencia, que es difícil de ver, es el aguijón, que el venenoso posee uno largo más otro más corto”.

alacranes diferencia

Aparición

Indicó que “por lo general el alacrán aparece en lugares húmedos y oscuros, como puede ser un cajón o en el calzado, ya que ellos se cobijan en un lugar tranquilo. También hay que tener cuidado con dejar ropa en el suelo. A los domicilios pueden ingresar por las cañerías, que es un lugar húmedo, por debajo de la puerta si hay mucho espacio o por las rejillas de los baños, por lo que se deberían cubrir para estar tranquilos que por ahí no van a entrar”.

En cuanto a qué hacer ante una picadura, dijo que “colocar hielo es lo que recomiendan los médicos. De poder atraparlo, como expliqué, con un frasco y concurrir a un centro asistencial para una mejor atención”.
Por último, advirtió que “los animales domésticos, según el peso, también pueden llegar a sufrir las mismas consecuencias, porque el veneno de ese alacrán es algo tóxico”. u

Nota proporcionada por :

Deja un comentario