¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Fantásticas Fiestas

El Eco

En los últimos meses del año se concentra la mayor cantidad de eventos sociales: despedidas, egresos, fiestas familiares y también casamientos. El buen clima convierte a estos meses en propicios para celebrar. Y hasta en las mujeres más despreocupadas por la imagen se instala el famoso ¿Qué me pongo?.

Para responder esta emblemática pregunta femenina, se instaló en Tandil la marca ANTOLIN, de la mano de Guillermina Balbuena, quien, además de la colección de la marca, ofrece un espacio de asesoramiento en imagen de acuerdo al evento y a la personalidad de cada mujer. Se trata de CASA GUILLERMINA, ubicado en Yrigoyen 552, un estudio en el que se respira estética, familiaridad y buen gusto.

“Elegí traer a Tandil la marca Antolin porque soy fan de su moldería. Las prendas que me he comprado hace años hoy están impecables y no han perdido vigencia. La diseñadora, Natalia Antolin , es una visionaria que ama la innovación y que, luego de 30 años de trabajo, conoce a la perfección el cuerpo femenino. Y lo que más me gusta es que no diseña para cuerpo perfectos, sino para las mujeres de cuerpos reales, aquellas a las que la vidas las atraviesa, como ella misma, y que necesitan sentirse únicas (tenemos una prenda de cada diseño), destacar lo mejor, y disimular ciertas cosas que no nos gustan tanto, pero sin dramas ni complejos”.

Además de los vestidos, faldas, tops y blusas, la marca ofrece bodys y culottes que complementan las prendas. Ajustan, levantan, sostienen, acompañando los cortes, pliegues, y detalles de moldería que están justo donde tienen que estar para poder adaptarse a cualquier cuerpo. “Por este motivo elegí el formato de “cita previa” para atender a quien lo desea, con todo el tiempo del mundo. Es importante que la mujer se pruebe el vestido que elige, y no sólo vea el color o el modelo por una foto, revista, o red social. Así podrá apreciar dos cosas: primero, que para Antolin no hay edad, y segundo, la calidad de los géneros. Es muy gratificante verlas probarse sin que aparezca la frustración que solemos sentir en los vestidores” confiesa Guillermina.

Acerca de las preferencias de las mujeres según la etapa de vida, nos describe que “las adolescentes o jóvenes buscan la tendencia, lo que se usa, y en este sentido tienen las de ganar porque el cuerpo joven admite más opciones. En este rango de 15 a 25 años, piden tops, faldas cortas, o vestidos fit que marcan la anatomía y la frescura”.
Y continúa diciendo que “en el rango siguiente 30-45 años, las mujeres buscar sentirse bien consigo mismas. Ya tienen una identidad propia -o están en su búsqueda-, y quieren que el vestido o el conjunto acompañe su impronta. ¡La originalidad de la marca Antolín está aquí en su gran juego! Por ejemplo la línea VL (Veronica Lozano) tiene estampados y texturas que te enamoran, y con la moldería justa para sentirte súper cómoda”.

En cuanto a las mujeres más adultas, Guillermina dice amar su elegancia. “La cliente de 50 o de 60 años y más desea sentir esa belleza que sólo los años te pueden dar. Tal vez es la sabiduría, la personalidad de las mujeres que saben perfectamente cómo ser únicas en una fiesta. En este caso ofrezco las faldas y las blusas de seda, prendas etéreas que nos se pegan al cuerpo y en las que el movimiento y la caída lo son todo”.

Al diseño y calidad de géneros y texturas del nivel de una marca internacional, se suma lo no menos importante que es el precio, super apropiado, cosa que no suele suceder en las marcas que juegan en primera. Sólo hace falta consultar y probar.

Casa Guillermina, recibe a sus clientes concertando cita previa y “sin compromiso” (Guillermina dixit) al 2494560152.

Nota proporcionada por :

  • ElEco

Deja un comentario