¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Independiente cayó en el debut y ya no tiene margen de error

Independiente completó una presentación deslucida, nunca pudo encontrarle la vuelta a la defensa de su homónimo de Zárate, y terminó complicando sus chances de ascender al Torneo Federal. El rojinegro perdió por 71-60 en el segundo turno del Final Four, y hoy deberá salir a ganar sin margen de error ante Racing de Olavarría, que en el primer turno no pudo con el local, Derqui, por 69-61.

Los de Zárate hicieron el partido que les convenía, hicieron un gran desgaste defensivo para maniatar a los mejores hombres rojinegros, fue claramente superior en los rebotes, y la gran tarea de Bruno Carugatti y de Facundo Pascolatt hizo el resto.

Independiente comenzó con problemas en el rebote defensivo y los de Zárate anotaron dos veces utilizando segundos lanzamientos. Facundo Sanz arrancó algo desenchufado. Falló dos libres y una bandeja sin oposición, pero en seguida corrigió y sacó un doble y falta, tras lograr el rebote ofensivo, y puso el 5-6 a 7’17 del final.

De a poco se acomodó el rojinegro y pudo correr en un par de oportunidades. Emmanuel Hartstock también sacó doble y falta y puso arriba por primera vez arriba a su equio.

Sin embargo, en Independiente de Zárate se hizo importante del base Facundo Pascolatt (9 puntos en los primeros 20 miunutos), tanto en ataque como en defensa y a eso se sumó el goleo de Bruno  Carugatti, para mantener a los zarateños al frente.

El equipo de Nicolás Rusconi comenzó a mostrar errores de manejo y su rival lo aprovechó (12-15 a 2’20 del cierre del primer cuarto. Rusconi pidió tiempo muerto intentando acomodar las piezas, pero el equipo siguió sin poder destrabar el trabajo defensivo de su rival, que tuvo especial cuidado en las marcas de Valerio Andrizzi y Leandro Mateo.

Independiente apaelaba a ofensivas forzadas y mostraba muchas dificultades para anotar. Federico Silveyra se hizo cargo de finalizar los ataques, fue hacia el aro en dos oportunidades para sacar faltas y hacer pasar al frente a los tandilenses por 16-15. Hartstock también sumó desde la línea y el rojinegro encontró la forma de sumar cuando le costaba anotar con jugadas en movimientos. El cierre del primer cuarto marcó la paridad entre ambos equipos, aunque los de Zárate mostraron una major cara (18-18).

Independiente siguió sin encontrar espacios para las transiciones rápidas y se apuró en algunas ocasiones en el comienzo del segundo capítulo. Pascolatt siguió manejando los hilos y a Independiente le costó detener la influencia del base en el juego. El rojinegro no profundizaba, no podía hacer llegar la pelota al poste bajo, y terminaba lanzando apurado desde el perímetro, con toda la presión encima.

El rojo de Zárate encontró mejores respuestas en la rotación (buen ingreso de Franco y Bruno Pracchia) y sacó seis de ventaja en los primeros minutos, aprovechando perdidas de Independiente.

Aparecieron Hartstock y Silveyra para contener la escapada de los zarateños (24-29 a 4’02 del descanso).

Independiente se plantó con una defensa en zona para intentar contener a un rival que estaba ganando los duelos individuales, pero no lastimaba desde el perímetro. Sin embargo, siguió con muy poca efectividad en ataque, con lanzamientos forzados y sin claridad. Andrizzi lucía incomodo y sólo Mateo pudo descontar en el tablero. Los de Zárate lograron la máxima diferencia con una doble en contraataque de Carlos Garrín para poner arriba a su equipo 26-34 a 1′ del cierre del primer tiempo. Pero Mateo tomó un rebote ofensivo y sacó doble y falta para descontar 31-34. Y enseguida Andrizzi salió de su letargo y acertó el único triple de Independiente en esa primera parte, para descontar 32-36. Independiente cerró con una buena jugada en ataque, Hartstock habilitó en el pick & roll a Sanz, que sacó una falta y convirtió uno de los dos libres para achicar la diferencia 33-36 al descanso.

 

Sin respuestas

Independiente intentó meter presión sobre Pascolatt en el comienzo de la segunda parte. Hubo un buen inicio de Mateo, con un doble y un tapón, y parecía que el rojinegro apelaba una vez más a sus buenas producciones en los terceros cuartos para inclinar el desarrollo en su favor.  Sin embargo, se enredó en las imprecisiones que ambos equipos mostraron en esos primeros minutos, con muchas pérdidas y errores técnicos. Andrizzi buscaba el protagonismo que el equipo necesitaba, pero sin lograr efectividad (0 de 2 en triples en los primeros minutos).

Y los de Zárate sacaron ventaja de esa confusión en la que se encontraba la ofensiva rojinegra. Siguieron cargando los rebotes ofensivos para impedir que los tandilenses corrieran y se mantuvieron firmes en defensa, con presión y ayudas sobre los armadores tandilenses.

Independiente lucía desconectado, aun en situaciones favorables de contraataque y en superioridad numérica, en las que suele sacar diferencias. No le servía su mejoría en el tablero propio, con una mejor defensa, porque el problema lo tenía del otro lado de la cancha, donde no resolvía acertadamente. Tanto que sólo hubo dos puntos de Mateo en 5’08 (35-41).

Mejoró el equipo de Rusconi en los últimos minutos del tercer cuarto. Hubo buenas combinaciones de Sanz y Mateo para achicar la desventaja, pero Carugatti seguía haciendo daño y sacó  ocho de ventaja (37-45 a 3’25).

Apareció Andrizzi con un triple y le dio esperanzas a los rojinegros, pero Garín respondió enseguida por la misma vía. Dos libres de Marrone le dieron la máxima a zarate 39-49 a 41”. Hartstock achicó con cuatro libres en los últimos segundos, escapando de los permanentes atrapes que practico Zárate sobre él, y al menos dejó una esperanza de cara a los 10 minutos finales (46-53)

Pero el arranque de Independiente en la parte decisiva no fue la mejor. Se puso rápido en penalización, siguió incómodo en ofensiva y con dificultades para defender, sobre todos los rebotes ofensivos. Los de Zárate se escaparon por 13 puntos y todo empezó a resolverse. Carugatti estaba en todas partes, y terminó con 18 puntos 11 rebotes.

Un triple de Mateo disimuló una muy mala estadística en ese rubro de Independiente (3-16) y cortó la escapada de los zarateños. Sin embargo, los problemas permanecían en Independiente, que seguí atrapado en la muy buena defensa rival.

Silveyra intentó romper el desarrollo atacando el aro. Sacó un doble y falta para darle la última esperanza de una levantada a Independientee (53-63 a 4’03), y Andrizzi aportó dos más para achicar a ocho la desventaja. Pero no hubo forma de desacomodar a los zarateños, que siguieron tomando segundo y terceros tiros gracias a su agresividad para pelear el rebote ofensivo.

Así se fue el partido con Independiente atacando sin rumbo, y con el riesgo de que los de Zárate sacaran más diferencia de la que finalmente mostró el tablero.

 

INDEPENDIENTE (Z) 71-INDEPENDIENTE (T) 60

Facundo Pascolatt 11

Guillermo López 10

Carlos Garín 11

Bruno Carugatti 18

Franco Marrone 10

 

Franco Pracchia 4

Bruno Pracchia 2

Luis Camejo 5

Luis Isaurralde 0

 

DT: Oscar Comelli

Federico Silveyra 6

Emmanuel Hartstock 13

Valerio Andrizzi 14

Facundo Sanz 7

Leandro Mateo 16

 

Lautaro Lanusse 0

Matías Gutkin 0

Jonathan Carabajal 4

Juan Ignacio Ilero 0

 

DT: Nicolás Rusconi

 

Cancha: Presidente Derqui

Parciales: 18-18, 36-33 y 53-46

 

PRESIDENTE DERQUI 69-RACING 61

 

Ignacio Baquero 13

Alejandro Irigoyen 3

Maximiliano Gutiérrez 25

Nicolás Suárez 5

Nicolás Medina 8

 

Juan Ignacio Bello 8

Ignacio Suárez 0

Nicolás Tabarez 7

 

DT: Marcelo Asturiano

 

Luciano Tambucci 0

Gianluca Nolasco 16

Ariel Weisbeck 4

Martin Núñez 6

Martín Delgado 12
Mauricio Pane 2

Mariano Marina 14

Sebastián D’Alessio 4

Manuel Yaben 0

Andres Ruiz 3

 

DT: Juan Manuel Gatti

 

Cancha: Presidente Derqui

Parciales: 14-15, 37-31 y 53-45.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario