¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

La ONG Defensa del Arbolado Urbano de Tandil presentó, en la Banca XXI, “Un niño, un árbol”

Al comienzo de la sesión de ayer, la doctora Cecilia Pazos, integrante de la ONG Defensa del Arbolado Urbano de Tandil (DEAR), presentó el proyecto de ordenanza sobre el programa denominado “Un niño, un árbol”, desde la Banca XXI. La propuesta, que consiste en plantar una especie autóctona por cada niño que nace en Tandil, tomó estado legislativo y será debatida en las comisiones.

En principio, la abogada explicó que a los integrantes de la organización “no nos une el amor sino el espanto”, parafraseando al escritor Jorge Luis Borges. Y argumentó que en el mundo desaparecen 15 mil millones de árboles por año, mientras que si un tercio del planeta estuviera arbolado no existirían los problemas ambientales.

A partir de ese diagnóstico y de un alerta mundial de la ONU, decidieron armar el proyecto para Tandil “Un niño, un árbol”, que contempla la idea de plantar un ejemplar de una especie autóctona de esta zona por cada bebé que nazca en la ciudad.

La doctora Pazos, extitular del Juzgado de Faltas 2, indicó que ya en el 1700, Manuel Belgrano había impulsado una campaña similar, a partir de la información de la Iglesia, pero por cada matrimonio que se iniciaba. Esa iniciativa la continuaron otros dirigentes argentinos, visionarios en cuanto a la importancia de incrementar el número de árboles en la Argentina por su rol fundamental en el medioambiente.

En cuanto a la faz operativa del proyecto, adelantó que el programa dependería de la Dirección de Espacios Verdes Públicos del Municipio. Y ya en relación a los recursos necesarios, explicó que a partir de una ley provincial, los municipios deben destinar fondos al arbolado urbano, pero además se incorporaría la figura del donante que debería inscribirse en un registro municipal. En este aspecto, adelantó que ya cuentan con personas interesadas en realizar aportes, quienes a cambio podrían obtener beneficios impositivos.

“El árbol resuelve los problemas ambientales que estamos padeciendo”, resaltó sobre el final la representante de la DEAR y concluyó que la intención de la ONG es aportar un proyecto de ordenanza “práctico y viable”.

Un sentido aplauso
para José Denisio

Los concejales homenajearon ayer al subsecretario de Protección Ciudadana del Municipio, José Denisio, quien murió el 18 de octubre pasado a raíz de una afección cardíaca. Tras las palabras del presidente del bloque de la UCR Marcos Nicolini, resonó un fuerte aplauso en el recinto. Desde la barra, siguió el acto el director de Asistencia a la Víctima Pablo Esquivel, compañero de tareas desde el momento de la asunción del funcionario fallecido.

En principio, Marcos Nicolini destacó la labor y el compromiso de José Denisio, quien se inició en el área de seguridad bajo su gestión en la Jefatura de Gabinete del Municipio. Por ese entonces, trabajaron en la organización y puesta en marcha del Centro de Monitoreo y de la Policía de Prevención Local, tras los protocolos rubricados con el gobierno de Daniel Scioli.

Por su parte, la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos y Seguridad, Corina Alexander, destacó que Denisio se manejó “generosamente con la información” relacionada con la problemática de la inseguridad y que fue “sincero” ante las demandas de la oposición.

Por otro lado, la legisladora del Bloque Justicialista lamentó que a Denisio “le jugó una mala pasada el corazón”, aunque atribuyó también esos problemas de salud al “exceso de responsabilidades” que debió afrontar en la Secretaría de Protección Ciudadana.

Luego, el edil del PRO Pablo Díaz Cisneros confirmó esas sospechas, al señalar que mientras estaba internado en la Clínica Chacabuco, instantes antes de su deceso, el subsecretario de Seguridad se quería ir porque decía que tenía una reunión. Ante su insistencia, los médicos se vieron obligados a decirle: “Te estás muriendo”.

El médico remarcó que la responsabilidad como funcionario “le ha costado la vida”, ya que sufrió “un gran estrés, poco descanso y muchos sinsabores”. Por su ejemplo de compromiso con el trabajo, afirmó que Denisio fue un “líder” que siempre avanzó primero ante los desafíos.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario