¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Movimientos sociales se manifestaron en reclamo de tierras y alimentos

En la mañana de ayer, integrantes del Movimiento de Recuperación Territorial y el Movimiento 1 de Octubre, se manifestaron en el palacio municipal para reclamar la restitución de alimentos para el comedor comunitario, garrafas y kits escolares que, según advirtieron, el Municipio les daba y les fueron “negados”, desde septiembre de 2015. Entre otros puntos, además reclamaron “tierra para vivir”, materiales para refacciones y autoconstrucción, como así también que “se expropien todos los lotes de Tandilia SRL”.

En el marco de la protesta, una de las representantes del Movimiento 1 de Octubre, Griselda Altamirano, explicó a El Eco de Tandil que, tras haber intentado a lo largo de todo este tiempo “haber sido escuchados” por el intendente Miguel Lunghi y no haber recibido respuesta, decidieron salir a manifestarse.

Contó que, en consecuencia, en el marco de la protesta que llevaban adelante en el hall principal del palacio comunal con bombos y banderas, también entregaron un petitorio a Lunghi para plantearle sus reclamos, “transformados en protesta social” ante su “falta de diálogo e intransigencia”.

En principio, la dirigente social manifestó que la decisión de manifestarse surgió a partir de la negativa del Intendente de atenderlos. Confirmó que desde septiembre de 2015 “nos cortaron los alimentos”, que fueron reclamados en su momento en un petitorio. “Nosotros tenemos comedores y panaderías y esa asistencia fue cortada”, advirtió.

Sumado a ello resaltó “la negativa de recibir a los que habían sido desalojados para garantizar subsidio del alquiler y ver de qué forma, a partir de la autoconstrucción, se puede garantizar lotes con la voluntad que siempre tienen todos los trabajadores de poder pagarlo en cuotas o como sea”.

Por lo tanto, remarcó Altamirano que “volvemos a la discusión de que no se genera suelo urbano y que la crisis siempre la pagan los que menos tienen. Y ahora con su alianza Cambiemos y estas medidas económicas que ha tomado Macri repercute tanto en el bolsillo de los trabajadores como en los desocupados”.

 

“Incrementar

la protesta”

Frente a ese escenario, confirmó que resolvieron en asamblea “seguir aumentando las medidas de protesta” hasta que se atiendan todos estos sus reclamos.

En este sentido, deslizó que “este Gobierno plantea una ciudad turística y tenemos fechas clave para ello, como Semana Santa, donde no pasará desapercibido que en Tandil hay hambre, miseria, que el radicalismo es de la alianza Cambiemos, que ha hecho pasar devaluación, inflación y que no la vamos a pagar nosotros”.

Subrayó que “cuando tomábamos la Anses y gobernaba el kichnerismo, nunca nos cortaron nada. Ahora, cuando salimos a denunciar la corrupción de este Gobierno, que cada vez se nota más, hasta con la Usina, empiezan a recortar todo”.

Denunció que “ellos –en referencia al Municipio- tienen sus asistentes sociales en las salitas que actúan como punteros del aparato clientelar del lunghismo, como así también algunas organizaciones que son serviles a este Gobierno. Por eso, venimos a denunciar esta situación que se vive en los barrios”.

 

El petitorio

 

En concreto, en el petitorio acercado ayer, desde el Movimiento de Recuperación Territorial reclaman “tierra, materiales para refacciones y autoconstrucción, como así también materiales para elaborar bloques (polvo de piedra y cemento); subsidio de alquiler para familias desalojadas; que se declare la emergencia habitacional en Tandil; y se expropien todos los lotes de Tandilia SRL”.

En tanto, desde el Movimiento 1 de Octubre, exigen que se restituyan los alimentos negados desde septiembre de 2015, como así también se entreguen “150 garrafas y cien kits escolares; materiales para refacción de viviendas; 2 mil kilos de harina y 50 kilos de levadura”.

En ese sentido, Altamirano advirtió que “en el último censo que hicimos la semana pasada vimos que tenemos una demanda de 600 personas que necesitan pan. Y no hicimos el censo correspondiente a los comedores porque no tenemos los alimentos para garantizarlos, sólo lo que llega de Nación y Provincia”.

“Y acá –consideró- hay una gran contradicción porque Macri, con su protocolo antipiquete, aún así reconoce que hay hambre, que es el que dejó el Gobierno anterior y que se va agravando con las medidas económicas de ellos. Y el Municipio está en sintonía, si Nación y Provincia pueden mandar los alimentos, ¿qué sucede acá?”.

“Lo que vimos es que los más fascistas dentro de Cambiemos son los radicales, que son los que tienen más sed de sangre. Esa es la situación que hoy se vive y vamos a seguir incrementando la protesta”, concluyó

Nota proporcionada por :

Deja un comentario