¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Con fuerte apoyo a los autores locales, cerró sus puertas la XIV Feria del Libro

Tras cinco días a pura literatura, ayer por la noche finalizó la XIV Feria del Libro de Tandil que se desarrolló en el Centro Cultural Universitario. Los autores locales y regionales fueron los más convocantes en lo que respecta a las presentaciones; sumado a los autores nacionales como Rudy, REP, Goyo Schang y Ana María Shua. Además se generaron interesantes espacios tanto en literatura infantil como el de género y diversidad sexual.

El pasado miércoles se realizó la apertura de esta nueva edición que contó con distintos reconocimientos al quehacer cultural. En primer término, por los 20 años de la Librería Alfa, se reconoció la labor incansable a Fabiana Castaño y Alicia Laco.

Luego, por los 14 años de trabajo en la Feria al historiador, periodista y escritor Néstor Dipaola, quien este año se jubiló y no estará formando parte, por lo menos desde el área de gestión, en las próximas ediciones. Por último, a Teresita Valdettaro de la fundación El Libro, por el trabajo constante y difusión del trabajo literario.

Así se desarrollaron todos estos días con distintas presentaciones tanto para adultos como para niños; sumado a dos propuestas culturales como fueron el Sentí Patrimonio: Descubriendo publicaciones históricas tanto en el Archivo Histórico de la Subsecretaría de Cultura y Educación como en la Biblioteca Rivadavia. Estas actividades se realizaron en el marco del lema de esta Feria referido al homenaje al libro tandilense a través de la historia.

Consolidación de distintos espacios

Por su parte, la coordinadora de Cultura de la Unicén, Claudia Castro, dialogó con El Eco de Tandil sobre lo que fue esta nueva edición. En primer término destacó el empuje y la convocatoria que tuvieron en las presentaciones tanto los autores locales como de la región. Además, puntualizó el interesante aporte que realizó Patricia Ratto.

Otra cuestión que destacó la coordinadora fueron los distintos espacios que lograron crearse en esta Feria y que cada uno estaba enmarcado en una temática diferente. Tal fue el caso de los autores y artistas referidos a la ilustración, en donde se pudo apreciar la muestra de pinturas de artistas tandilenses, la performance en vivo de Iñaki Echeverría y Esteban Catromán y la charla de Miguel Antonio Repiso (REP).

Por otro lado, y como ya se realizó en otras oportunidades, hubo un espacio destinado a los niños que se llevó a cabo en distintos días a las 15. Así se pudo apreciar la charla de Carlos Papolio del Quondam Ciencias Naturales; Ana María Shua en diálogo con los niños o el espacio para contar cuentos de Anabela Tvihaug y Norberto Lanfranqui.

Por último, se consolidó el espacio de literatura, género y diversidad sexual coordinado por la Dirección de Políticas de Género y Diversidad Sexual del Municipio y la Mesa Local Intersectorial contra la Violencia Intrafamiliar y de Género, junto a la Subsecretaría de Cultura y Educación comunal.

Buen balance

Por otro lado, Claudia Castro no solo resaltó la cantidad de público que visitó el CCU sino la importancia que tiene la Feria de Tandil en relación a las del interior. De esta forma, manifestó la posibilidad de invitar a Leila Sucari, quien resultó ganadora del primer premio del Fondo Nacional de las Artes. “Esto es algo que suma y mucho para la Feria de Tandil. Haber podido tener a esta visita, visibiliza la importancia para la cultura de la ciudad”, destacó.

Por último resaltó que “por supuesto siempre hay cosas para mejorar en las próximas ediciones pero el balance es positivo” y, por sobre todo, destacó la posibilidad de “fomentar más espacios y visitas como las que forjaron en esta edición”.

web_libro.jpg (2)

Literatura, género y diversidad sexual

Andrea Rosetti, directora de Políticas de Género y Diversidad Sexual, dialogó con El Eco de Tandil y explicó que es un ciclo orientado al análisis y la discusión en torno a las relaciones entre la literatura y las representaciones socio culturales de género y de sexualidad.

De esta forma, institucionalizaron un espacio que se venía gestando desde hace muchos años desde distintas organizaciones como el Foro por la Promoción y Protección Integral de los Derechos de las Mujeres, desde la Red Par, entre otras articulaciones.

“Siempre apostábamos en tener algún libro en la Feria relacionado con los derechos de las mujeres. En esto siempre teníamos algún aliado como fue en su momento Néstor Dipaola y, en este nueva modalidad de trabajo de la Feria con Claudia Castro en la gestión, nos propuso continuar con la misma línea. Así fue que junto a Juliana Gáspari de Cultura y Educación, propuso algunos títulos para agregar”, agregó.

De esta forma, todo condujo a que pudieran cerrar una programación propia dentro de la Feria que permita visibilizar estas temáticas de otra manera. “Por lo tanto esto suma porque es una creación colectiva y hay un respaldo institucional. El desafío es ver cómo se sigue para continuar con este trabajo ya que se ganó un espacio más”, indicó Rosetti.

Entre las artistas que participaron, se destacó Elba Szyszkowski con su obra Girasoles, autobiografía de una pionera de la fotografía científica; Laura Arnés, investigadora de Conicet, con sus Ficciones Lesbianas, quien narró la cartografía de lo lesbiano en la literatura argentina y el colectivo #NUM, cuya obra Proyecto NUM: Recuperemos la imaginación para cambiar la historia, registra y testimonia el desarrollo de múltiples acciones creativas en distintos puntos del territorio nacional en torno a la consigna Ni Una Menos.

También la periodista Luciana Peker, autora de “La revolución de las mujeres. No era solo una píldora”, cuya escritura se convierte en una radiografía sensible de la potencia de un movimiento que crece para demostrar que, en la Argentina, la lucha contra el machismo es una conquista permanente.

La militante feminista Claudia Korol, referente de educación popular y de trabajo con movimientos sociales, quien estuvo presente con sus obras: “Somos tierra, semilla, rebeldía: mujeres, tierra y territorio en América Latina” y “Feminismos Populares. Pedagogías y Políticas”; las cuales constituyen auténticos testimonios de la lucha de las mujeres latinoamericanas por la defensa de sus cuerpos y de sus territorios.

Además participó la escritora y activista por los derechos de las personas transgéneros, Melina Montaño, con la obra “Camila Caimán”, la única destinada al público infantil en el contexto de este ciclo, que se orienta a la educación para la tolerancia hacia la diversidad en sus múltiples expresiones.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario