¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Desarrollo Social llegó a un acuerdo con tres familias que tomaron lotes en La Movediza

Ayer, la Secretaría de Desarrollo Social recibió a las familias que protagonizaron la toma de lotes en Paseo de los Niños, entre Azucena y Alvarado, en el barrio La Movediza. Con tres de ellas se llegó a un acuerdo para brindarles ayuda en torno a su situación habitacional.

El subsecretario de Desarrollo Social, Pablo Civalleri, explicó que “hemos avanzando en dos de los cinco casos” en torno a ayudarlos a construir en el terreno de algún familiar. Además, atendieron a dos familias más, y con una de ellas van a pagar una ayuda en concepto de alquiler, mientras que el último caso no se logró resolver por el momento.

“Hay un caso en el que no nos pusimos de acuerdo porque no acepta el alquiler. Ella pretende que le entreguemos tierras, y nosotros le dijimos que no tenemos tierras para darle, así que estamos trabados porque no quiere otra cosa que no sea que le entreguemos un terreno”, señaló.

El funcionario sostuvo que “en términos generales hemos podido avanzar bien. Los atendimos desde temprano, caso por caso. Quiero aclarar que esto lo venimos haciendo con un montón de situaciones que nos llegan y no toman lotes si no que buscan la alternativa de sentarse a dialogar. Ellos optaron por el camino inverso, que es ir a tomar para ver si en base a eso podían obtener la tierra”.

“Nosotros les explicamos que no le vamos a entregar tierras a nadie a dedo, y si hay tierras fiscales, se buscará algún mecanismo de entrega, como puede ser un sorteo que se puedan anotar todas las personas que están en la misma situación”, afirmó.

En tanto, explicó que van a proceder a alambrar los 23 lotes para evitar que se vuelvan a tomar.

Responsable de
sus decisiones

Respecto al referente de la ocupación, el dirigente social Fernando Membrilla, afirmó que “he tenido una conversación con él viernes y sábado. Salió como vocero de una toma. Uno puede hacer lo que quiere, lo que no puede evitar son las responsabilidades”.

“El ha tomado una decisión y ha avanzado en ese sentido. Tiene algún acuerdo con la Secretaría de Protección Ciudadana que deberá tomar las decisiones del caso acerca de cómo seguir con él. Yo puntualmente le dije a Fernando que me parecía una imprudencia de su parte estar trabajando y avalando la toma, en este caso creo que se equivocó”, manifestó.

Y adelantó que “nosotros seguramente vamos a tomar algunas decisiones en los próximos días. El no recibe asistencia con el comedor porque nosotros no avalamos el trabajo directo de comedores, preferimos asistir a las familias con nuestra política alimentaria. Se los asiste con la luz, que lo veremos porque tiene que haber un cambio en su conducta”.

“No podés hacer lo que querés, y después pretendés que todo siga igual. Uno debe hacerse cargo de las decisiones que toma. Igualmente, le dije que no se va a enterar nada por los medios que no le haya dicho antes a él. No estoy de acuerdo con la decisión que ha tomado y me parece que él tiene una responsabilidad porque estos chicos lo eligen como referente y creo que no los está llevando por el buen camino”, lanzó.

Membrilla advirtió que la política de
“apriete” con ellos “no va a funcionar”

Por su lado, el dirigente social Fernando Membrilla afirmó que las familias tomaron las tierras y “se asustaron porque los estaban amenazando que los iban a desalojar, y como nos conocen como referentes, son chicos del barrio que muchos asistieron al comedor, entonces vinieron a pedirnos un consejo. Nos hicimos presentes en el lugar a ver en qué condiciones estaban y a partir de ahí, empezamos a hacernos eco de la necesidad y no del hecho en sí”.

Andrea Olivera, su esposa, aseguró que su hija fue una de las que tomó los lotes pero en un principio ellos no habían intervenido porque no querían conflictos. “Nosotros no apoyamos la toma, si no el reclamo”, sostuvo.

Afirmaron que de las 7 familias de la toma, 4 están viviendo en su casa, acamparon en el salón que está destinado al comedor que funciona en su vivienda.

Apriete

“Pablo Civalleri dice que yo voy a tener que aceptar la responsabilidad respecto de la ayuda. La única ayuda que recibí del Gobierno fue la bloquera, que todavía no está en funcionamiento porque no tenemos un predio y lo estaba tratando de tramitar, pero evidentemente vamos a cortar todas las relaciones que teníamos con el Municipio. Ellos lo acaban de manifestar”, cuestionó.

web_3loc1

Y consideró que “el Estado debe garantizar el derecho a la vivienda. El chorro no es el que toma un lote de 10 por 15, el chorro es el Estado que administra mal los fondos de todos nosotros y no distribuye como corresponde”.
Y explicó que tuvo una discusión con Civalleri porque “yo le aconsejé a los chicos seguir luchando para acceder a la tierra. Pablo me dijo que no les llene la cabeza a los chicos. La mayoría trabajan en negro, no tienen recibo de sueldo y por eso no pueden acceder a un crédito”.

“Hay dos cosas que no tengo: plata y miedo, y dos que sí tengo: dignidad y amor al prójimo”, lanzó.

Y advirtió que “respecto a los aprietes de que nos quieren sacar la bloquera, les digo a las autoridades que si yo mañana tengo que terminar preso por defender los derechos de esta gente, que realmente son ciudadanos decentes, voy a estar feliz porque sé que afuera se va a escuchar mucho más fuerte mi voz”.

“Me sobra amor al prójimo y devoción por mi trabajo que es ayudar a los demás, así que la política de apriete que están utilizando con nosotros no va a funcionar. Yo voy a seguir luchando por los derechos de la gente. No tenemos nada, nada vamos a perder”, finalizó.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario