¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Desde la Cámara destacan el equilibrio de la Usina para llevar adelante una gestión seria y responsable

Ezequiel Lester, secretario general de Cámara Empresaria y uno de los directores privados de la Usina, habló del rol que está cumpliendo desde el mes de marzo. Destacó el capital humano que existe en la empresa de capitales mixtos y aseveró que “la energía es un recurso estratégico para el crecimiento de la ciudad”.

Mariano Leunda

Ezequiel Lester es el actual secretario general de la Cámara Empresaria de Tandil y a su vez es uno de los directores privados en la Usina Popular y Municipal elegido por los camaristas.

Pero su historia dentro de la institución, cuya sede está en Mitre 856, comenzó en 2005, conformando un grupo que se llamaba Savia Joven, que tenía al siempre recordado Gustavo Iturrioz como coordinador, siendo presidente Patricio Fernández con quien tuvieron la primera charla. Por aquel entonces la idea era conformar un semillero de la gremial empresaria pensando en una futura renovación de comisión directiva.

El tiempo pasó llegando a este presente donde fue elegido para sentarse a debatir cuestiones que hacen a la ciudad. Sobre esta tarea indicó que “la Cámara tiene acciones en la Usina y designa tres directores. Cuando Agustín Usandizaga es elegido como presidente comunicó que en la asamblea realizada el pasado 14 de marzo, él creía que era conveniente que el presidente no coincidiera con el cargo de director privado. Ante esto me propone a mí si lo quería reemplazar y le dije que sí. Somos tres directores privados y dos públicos. Presidente Matías Civale, vicepresidente Atilio Magnasco; por los privados están Horacio Canziani, Sebastián Alewaerts y yo y después están los síndicos que son Javier López, Richard Saracca y Marcos Redolatti por la Cámara Empresaria”.

En cuanto a su función específica,  explicó que “es un directorio que se reúne diariamente donde interactuamos permanentemente con las gerencias administrativas, financiera y técnica que están en manos de Mario Cabitto, el ingeniero Guillermo Saab y Walter Valle. De ahí se van tomando algunas decisiones diarias, operativas y otras estratégicas”.

Agregó que “se está tratando de volver a una instancia de inversión que permita llegar al estándar de necesidades técnicas de prestar un buen servicio. A partir del proceso de tarifas frenadas llevó a que hubiera desinversión, con una ciudad que crece más de la media a nivel nacional en cantidad de usuarios. Para poder mantener ese servicio, que consideramos estratégico, se tiene que invertir”.

Comentó que “esto hizo que durante mucho tiempo los resultados operativos no fueran buenos, durante casi 15 años hubo 9.5 millones de dólares en déficit en los balances, por lo que hubo que hacer prevalecer el buen servicio para que el usuario tenga una buena prestación. Esto se hace con inversión, con tecnología como el cambiado de iluminación a LED que requiere de una inversión importante pero después se ve reflejado en un costo más bajo de ahorro entre un 40 y 50 por ciento”.

Aseveró que “la idea del LED es con el tiempo extenderla a toda la ciudad, en la actualidad se están realizando en las avenidas. Serían alrededor de 16 mil LED los que harían falta para poder realizar una transformación general”.

 

Transformador

 

En cuanto a los trabajos que están realizándose,  detalló que “actualmente Transba tiene 90 mega en tres transformadores de 30, pero no solamente abastece Tandil sino que abarca Ayacucho, Rauch, Cretal y otras ciudades. Esto hace que si uno de los transformadores sale de servicio peligre la prestación”.

Ante esto “se está trabajando en una Estación II, ya hay un transformador de 30 comprado, se ha hecho todo el movimiento de suelo y se colocaron las columnas. Es por la Ruta 226, por donde está Petrotandil, se compró un terreno en su momento y el día de mañana quedará para Transba porque se compró mediante un fideicomiso de Freba (Foro Regional Eléctrico de la provincia de Buenos Aires), que es la figura provincial de energía. Le otorgó fondos a la Usina para que lo administre y realice la obra, pero falta un componente que lo estamos haciendo con recursos propios porque lo consideramos estratégico. Hay momentos picos de consumo de energía que llegan a 75 y estás al límite. Esto será una gran reserva para mantener el servicio”. En cuanto a fechas señaló que “creemos que para el 2019 estará en funcionamiento el nuevo transformador”.

Lester detalló que “hay un plan organizado de inversiones que la Usina tiene, con la debilidad que es externo a la Usina el tema tarifas, ya que es tomador de precios y no formador dado que viene desde Nación. Esto podría hacer que se proyecte priorizando lo que se tiene con estaciones y subestaciones, para darles energía a los usuarios pero pensando en la transformación que lleva mucho dinero, pero que va a redundar en un significativo ahorro que en términos técnicos denominados ‘eficiencia energética’. A la larga usuarios residenciales como empresas les va a servir y mucho este tipo de tecnologías como otras que van apareciendo permanentemente. Lo mismo que pensar y analizar cuestiones con la energía renovable que son cosas en el ámbito del directorio que se hablan y estudian”.

 

Capital humano

 

Destacó que “estoy hace muy poco vinculado a la Usina, pero lo que he observado es que el nivel profesional que existe y el capital humano es el activo fundamental y estratégico. En esto incluyo a todo el personal, los mandos medios, las gerencias y el directorio. Hay una sinergia, diálogo y equilibrio  importante que hace se pueda llevar adelante una gestión seria y responsable”.

“Hay una prioridad que está por encima de todos los intereses que puedan llegar a tener público-privado, que es el servicio y el entender que la energía es un recurso estratégico para el crecimiento de la ciudad. Hace que todas las cuestiones de intereses de las partes confluyan ahí con respeto, diálogo, inclusive se da que los síndicos participan también ya que es un directorio abierto que preside muy bien Matías Civale”.

A Lester se lo nota muy consustanciado con esto de ser representante de la Cámara en la Usina. Al respecto señaló que “trato de ser muy apasionado en lo que hago y darle el marco de seriedad que tiene la responsabilidad de la función que me otorgaron. En términos personales fue un honor la confianza que me dio la Cámara para entrar en la Usina, a la que considero una emblemática empresa de la ciudad. Por esto tengo que estar a la altura de las circunstancias que es preparación, escuchar, aprender y ser humilde. Ahí me di cuenta, más allá de cuestiones paralelas donde busco información, que el capital humano es el tránsito que hice en estos meses y en donde concluyo sobre la importancia de la gente que tuvo una apertura total”.

 

Orgulloso

 

Aseveró que “sobre fines de 2005 formamos en Tandil el Jefeba (Jóvenes Empresarios de la Federación Económica de la provincia de Buenos Aires) y tuve la posibilidad, como vicepresidente, de recorrer distintos lugares y te comparas como Cámara. Tengo que decir que primero estoy orgulloso de Tandil y después de la institución. Conozco Cámaras que no tienen tanto protagonismo e inserción en la comunidad y con comisiones de gente grande. Eso es lo que la hace particular. Eso en otros lados no pasa, la Cámara cumple solo un rol más cerrado y no tiene tanta injerencia en los temas de la comunidad”.

Explicó que “en momento fue una decisión muy debatida si la Cámara debería estar en la Usina, porque no es una cuestión de inversión que se está ahí, es estratégico. Acompañar el crecimiento de la ciudad es el espíritu final de porqué está la Cámara dentro de la Usina, de hecho no retira dividendos desde hace años. Por la coyuntura de 15 años sin resultados favorables. Cuando surja la posibilidad de retirarlos se hará lo que corresponda técnicamente que la comisión directiva que este en ese momento le deberá hacer llegar a los socios”.

 

Cámara hacia la comunidad

 

Lo definió como “un gran logro que se ha realizado en un equipo de trabajo liderado por Patricio Fernández”. Añadió que “al asumir Agustín (Usandizaga) se mantiene eso pero también estamos pensando en la Cámara respecto al socio”.

Sostuvo que “formamos un programa ‘La Cámara te visita’, estamos concurriendo a ver a los socios y sentarnos a dialogar”.

Especificó que “si pensamos que quienes vamos a la reunión todos los lunes vamos a tener la solución o las ideas para resolver las problemáticas que pueda llegar a tener un empresario,  estamos equivocados. En cambio si nos tomamos el trabajo de visitar cuatro empresarios por semana, serán más personas que nos van a saber decir que estamos haciendo bien, mal o qué cosas no estamos haciendo. Hemos encontrado una gran aceptación y muchas ideas en estas reuniones. La Cámara reconocida a nivel ciudad pero con instancia provincial y nacional permite muchas veces contactarse con funcionarios que vienen a Tandil. Uno debe estar informado y ser consciente de las necesidades que tienen sus asociados para poder transmitírselas”.

Lester manifestó que “estoy desde el 2005 y realmente me siento muy cómodo y muy bien trabajando con la nueva gestión de Agustín Usandizaga. La Cámara tiene tres secretarías: producción, comercio e industria, y desde mi rol voy haciendo el seguimiento de los ejes que nos trazamos a principios de año”.

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEco

Deja un comentario