¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

La obra de refuerzo de la red de gas está frenada porque no definen por dónde pasar los caños

El pasado miércoles 26 de julio, las autoridades de la Municipalidad de Tandil se reunieron con representantes de la empresa Camuzzi Gas Pampeana y trataron los primeros lineamientos de las obras de refuerzo del sistema de gas natural de la ciudad, que ejecutará la distribuidora del servicio y que demandarán una inversión de 36 millones de pesos.

En aquella reunión, concretada hace casi dos meses atrás, participaron por el Municipio el jefe de Gabinete Mario Civalleri, el secretario de Planeamiento y Obras Públicas Roberto Guadagna, el subsecretario de Obras Públicas Luciano Lafosse y el director de Asuntos Legales Juan Martín Pissani. Por Camuzzi Gas Pampeana estuvieron Matías Pirotti, Ingeniería e Integridad; Guillermo Montag, jefe de Mantenimiento y Regulación; Nicolás Fernández, responsable del Centro Operativo; Walter Casanovas, jefe técnico de la Unidad de Negocio, y Marcelo Castagno, responsable de Servidumbre.

Durante la reunión se confirmó que Camuzzi realizará el tendido de cañería de refuerzo de la red de alta presión, que permitirá sostener el crecimiento de la red de acuerdo a la demanda existente, lo cual posibilitará nuevas conexiones residenciales, comerciales e industriales, obra por demás importante y necesaria que permitirá 8 mil nuevas conexiones.

No saben por
dónde pasar

La principal obra de refuerzo de gas está lista para iniciarse desde hace varias semanas, pero no comienza porque desde la Municipalidad se han equivocado al señalarle el camino por donde debe Camuzzi llevar los caños.

Es más, han fallado en las dos opciones que han establecido y ahora la empresa encargada de la obra espera alguna nueva confirmación, ya que los caños a utilizar los tiene estibados desde la primera semana del mes de agosto.

Tras aquel encuentro, quedó establecido que la obra saliera desde la planta de Camuzzi, situada en Liniers y Canadá, teniendo en cuenta que por Liniers se encuentra el caño mayor. Por la mencionada calle debían tomar por Rosalía de Castro, doblar en la avenida Buzón y tomar Avellaneda hasta su intersección con calle Echeverría.
Acá surgió el primer inconveniente dado que por un lado Rosalía de Castro había sido recientemente asfaltada y romperla para pasar caños, significaría que los vecinos se quejaran.

Pero ese no fue el único motivo, cuando la empresa proveedora de gas había encargado el material, le informaron que el circuito establecido quedaba sin efecto porque la avenida Avellaneda entraba en obra para la realización del bulevar más asfalto. Ante este panorama, desde el Municipio le pidieron a la empresa que le diera unos días para establecer un segundo recorrido.

Nueva
opción

Buscando poner en marcha cuanto antes la importante obra de gas que beneficiará a los vecinos, se le comunicó a los responsables de Camuzzi una nueva alternativa. La misma comprendía salir desde Liniers, donde está el caño maestro, tomar por Caseros e ir hasta avenida Buzón y cuando la obra llegara a la avenida se le indicaría si continuaban por Constitución o 25 de Mayo.

Acá también se presentó el mismo inconveniente que con el primer recorrido, y es evitar los reclamos de la gente. Por esa zona se acaba de terminar de hacer el hormigón, más precisamente en Caseros al 900 y 1000, por lo que desde Camuzzi le informaron al Municipio y el inicio quedó postergado.

Por este motivo, básicamente por no abrir una arteria recientemente pavimentada, es que la principal obra de refuerzo de gas no está en ejecución, surgiendo ante esta situación la falta de comunicación entre Vialidad y Obras Públicas, que fueron los que dieron y desactivaron los recorridos.

web_3loc

Programaron otros
dos refuerzos de gas

Lo informado en los párrafos anteriores obedece al refuerzo de gas más grande que beneficiará a las zonas del Parque Independencia, Dique y Don Bosco, donde ha crecido la construcción de viviendas y también se encuentra un importante country.

Las restantes son obras menores donde se unirán cañerías. Por lo averiguado por El Eco de Tandil, se realizará una planta reguladora en el terreno cedido por la Municipalidad que comprende Murature, Figueroa y avenida Del Valle, para graficar se montará dentro del espacio donde se encuentra el monumento a la Industria.

Esta planta, cuyos caños quedarán a la vista como se puede observar en el predio donde funciona Camuzzi, utilizará el caño de las estaciones de servicio de GNC y permitirá alimentar a los barrios de Villa Italia y Villa Galicia.
En tanto, la tercera obra también contará con un planta reguladora y se está analizando dónde emplazarla.

Espera

Mientras desde la Municipalidad definen por dónde llevar los caños para la principal obra de refuerzo de gas, los vecinos aguardan que se mejore el servicio y que se concrete el refuerzo de la red.

Los baches en la ciudad y el hacer una calle nueva para romperla a los pocos días, le están generando al Municipio un dolor de cabeza, en medio de una nueva campaña electoral, donde si bien la gente acompañó a la gestión con el voto, no pretenden darle argumentos a la oposición para que sean usados en su contra.

Claro que los vecinos buscan respuestas y acá es donde se deberá tomar la decisión política. Podría ser dejar pasar el tiempo hasta después de las elecciones, buscar un tercer y definitivo recorrido o romper lo realizado recientemente para luego volver a hacerlo, no como remiendo.

Camuzzi Gas Pampeana ya cuenta con el material para comenzar la obra, solo falta que el Municipio confirme el camino.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario