¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Volvieron a marchar para reclamar justicia por el recolector que murió en La Movediza

Familiares y amigos de Matías Martínez, el recolector que murió arrollado por el camión municipal el 8 de abril de 2016 mientras cumplía con sus tareas en La Movediza, marcharon desde Rodríguez y España hasta los tribunales. La columna, acompañada por integrantes del Movimiento 1 de Octubre, caminó hasta Colón y dobló el Uriburu, pero no pudo ingresar al edificio que se encontraba fuertemente custodiado por la policía.

Gladys Bruzzone, viuda del trabajador municipal, indicó que no consiguió hablar con las autoridades judiciales y advirtió que el próximo viernes, desde las 10, marchará en Azul para presionar por la reapertura de la causa y la recusación del doctor Luis Piotti.

“El fiscal archiva la causa diciendo que Matías se tira abajo de la rueda del camión. Eso molesta. Siempre digo, y desde el primer momento, que Matías amaba a sus cinco hijos, me amaba, a su familia, y nunca lo pensó. No lo hubiese pensado jamás”, expresó sobre la posibilidad de un suicidio.

La mujer lamentó que el día del accidente, el director de Servicios y dos empleados limpiaron el camión y taparon todas las huellas sobre la tierra. Y sin presumir las razones, expresó que “quiero justicia por Matías, que el que tenga que pagar, que pague”.

Gladys Bruzzone confirmó que Matías era sobrino de Roberto Martínez Lastra y estaba afiliado al Sindicato de Trabajadores Municipales de Tandil. Sin embargo, dijo que cinco días después de la tragedia dejaron a sus hijos sin cobertura social.

También contó que gestionó durante un año y dos meses las pensiones y recién ahora consiguió que les pagaran los 700 pesos por cada chico. “Sobrevivimos”, describió sobre su situación y agregó que afortunadamente tienen su casa del Plan Federal.

En cuanto al chofer que manejaba el camión, relató que entró a trabajar a la comuna unos días después que Matías. “A mis hijos los conoce desde la panza. Eran compañeros, amigos, jugaban a la pelota juntos. Nunca se acercó”, dijo, y lamentó que todavía aguarda que le dé una explicación.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario