¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Analizan violaciones a los derechos humanos durante un copamiento

El general Alfredo Arrillaga es el principal acusado.

El Eco

El primer juicio por violaciones a derechos humanos durante el copamiento del cuartel de La Tablada, en 1989, se inició en los tribunales federales de San Martín, a poco de cumplirse 30 años del ataque la guarnición perpetrado por el Movimiento Todos por la Patria (MTP), en el que desaparecieron cuatro de sus miembros.

En la audiencia de ayer, que se prolongó durante siete horas, dos testigos ratificaron que José Díaz, uno de los cuatro militantes del MTP desaparecidos en enero de 1989, estaba vivo cuando el grupo se rindió -tras su frustrado intento de copamiento- ante el principal acusado, el general Alfredo Arrillaga.

El militar, jefe del operativo de recuperación del Regimiento de Infantería Mecanizado (RIM) III de La Tablada, que enfrentó al MTP el 23 y 24 de enero de 1989, está acusado por el homicidio agravado y la desaparición de Díaz, Carlos Samojedny, Francisco Provenzano e Iván Ruiz Sánchez.

Este proceso oral y público, que continuará durante el verano pese a la feria judicial de enero, juzgará los hechos que rodearon sólo a la desaparición y asesinato de Díaz, en tanto que los otros crímenes están todavía en etapa de instrucción.

Ayer, declararon como testigos el dirigente del MTP, Roberto Felicetti, y el exconscripto Carlos Sosa, quienes con su relato y a través de fotografías, publicaciones periodísticas y filmaciones confirmaron que Díaz estaba vivo cuando ocurrió la rendición.

“Yo soy Dios acá”

 

Felicetti, en un detallado relato, se explayó sobre la situación de los capturados luego de la rendición, los golpes que recibieron y hasta el hecho de que a él le «rompieron los brazos» mientras permaneció «encapuchado y detenido».

«Yo soy Dios acá», contó Felicetti que lo escuchó gritar a Arrillaga mientras los detenidos eran golpeados y amenazados con «inyectarlos y mandarlos a volar», en alusión a los llamados «vuelos de la muerte».

En las próximas audiencias, previstas para el miércoles y viernes próximo, declararán otros exconscriptos, el periodista Pablo Waisberg (uno de los autores del libro “La Tablada. A vencer o morir. La última batalla de la guerrilla Argentina”) y un suboficial del Ejército.

El 23 de enero de 1989, el Regimiento de Infantería 3 de La Tablada, en el partido bonaerense de La Matanza, fue asaltado por 46 integrantes del MTP, con el argumento de frenar un supuesto golpe de estado, durante la presidencia de Raúl Alfonsín. La operación dejó más de 40 muertos, entre guerrilleros, militares y policías.

Las investigaciones por torturas, fusilamientos y desapariciones en La Tablada recibieron impulso con un fallo de la Corte Suprema del 2014, que revocó la prescripción de la acción penal contra el militar, a pedido de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. (Télam)

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario