¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Cayó una banda de secuestradores virtuales que operaba en la Costa

Dos hombres y una mujer de origen gitano fueron detenidos como acusados de integrar una banda dedicada a cometer secuestros virtuales y distintas estafas en las localidades balnearias de Necochea y Mar del Plata, en la costa atlántica bonaerense.

Tres integrantes de una banda fueron detenidos en Mar del Plata.

El Eco

Los procedimientos fueron realizados en las últimas horas por policías de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Necochea, informaron fuentes policiales.

Según indicaron fuentes policiales, se trata de una organización comandada por una mujer, quien actuaba de “llorona”, haciéndose pasar en llamadas telefónicas por familiar del damnificado, y era la encargada de realizar, en la mayoría de los casos, las llamadas extorsivas y los engaños.

La investigación había comenzado en febrero pasado luego de varias denuncias de las víctimas.

Según las pesquisas, mientras la mujer se hacía pasar por una persona secuestrada que lloraba, otro integrante del grupo delictivo exigía que familiares del supuesto secuestrado, arrojaran a la vereda en una bolsa de nylon los valores que hubiera en la casa.

Tras individualizar a los autores de los hechos, la Justicia ordenó la detención de los mismos, que fue realizada con la colaboración de integrantes de la DDI Mar del Plata, y los Comandos de Patrulla de ambas ciudades.

Por un lado, los efectivos apresaron a una mujer de 30 años, tras un allanamiento realizado en Rodríguez Peña al 4900, frente al Club Alvarado de la ciudad del partido de General Pueyrredón.

En tanto, otro de los sospechosos fue identificado en la intersección de Peña y Don Bosco cuando circulaba en un automóvil Volkswagen Vento.

En un primer momento, el sospecho escapó, pero tras escapar a lo largo de unas diez cuadras, trayecto en el que estuvo cerca de embestir a un uniformado que realizaba un control policial, chocó contra un poste de alumbrado y fue apresado luego de quedar atrapado por el airbag del vehículo.

En tanto, el tercero de los presuntos extorsionadores fue detenido durante un allanamiento realizado en la esquina de 67 y 79 de Necochea.

Además, los policías secuestraron una importante cantidad de pesos y dólares, alhajas de oro y teléfonos celulares que serán peritados.

Los detenidos fueron puestos a disposición de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 2, a cargo de la fiscal Silvia Gabriele.

 

En Río Negro

 

Dos integrantes de la comunidad gitana fueron detenidos en las últimas horas por efectivos de la Policía de la Ciudad en la ciudad rionegrina de Catriel, acusados de liderar una banda que cometía secuestros virtuales en Capital Federal.

Fuentes policiales informaron que estos dos sujetos, apresados por la División Robos y Hurtos, serían los encargados de realizar el lavado del dinero, producto de los ilícitos.

Luego de una investigación que demandó casi dos años de trabajo, efectivos de la Policía de la Ciudad lograron, en la ciudad rionegrina de Catriel, la detención de dos personas imputadas del delito de lavado de dinero producto de los ilícitos realizados por una organización criminal que, bajo la modalidad conocida como «La Llorona», realizaba secuestros virtuales en los barrios porteños de Palermo y Recoleta.

Producto de un análisis muy exhaustivo de las cámaras de seguridad de la Ciudad y del sector privado, se pudieron identificar algunos rodados involucrados en varios sucesos que bajo esa característica delictiva operaba en esa zona de influencia.

Con estos datos se pudo avanzar en la investigación, lográndose determinar que los integrantes de la banda pertenecían a la etnia gitana y sus roles dentro de la misma.

De esta manera se comprobó que dos de sus cabecillas viajaban cada cierto período de tiempo, desde la ciudad de Buenos Aires hasta Catriel, en la provincia de Río Negro, donde por medio de la compra de vehículos de alta gama lavaban el dinero producto de los ilícitos cometidos.

Luego de una denuncia recibida en la Justicia de un damnificado, que había hecho entrega de una importantísima suma de dinero (en pesos, dólares y joyas) a los delincuentes, los uniformados lograron comprobar fehacientemente la compra de automotores en territorio rionegrino.

A raíz de estas pesquisas el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional número 46, a cargo de Jorge De Santo, libró órdenes de allanamientos en tres domicilios de la ciudad de Catriel, donde, en uno de ellos, funcionaba una concesionaria de automotores de alta gama.

Realizados los procedimientos se logró atrapar a los dos imputados quienes realizaron un intento de fuga tratando de escapar por los techos al advertir la presencia policial, pero fueron alcanzados y reducidos.

Ante la presencia de testigos, se realizó una requisa en las tres propiedades lográndose el secuestro de cinco teléfonos celulares, dólares, armas de grueso calibre y un auto de alta gama marca Ford Mustang, valuado en alrededor de 100 mil dólares.

Por su parte los detenidos fueron trasladados a dependencias de la Policía de Ciudad. NA

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario