¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Denuncian en la fiscalía que se investigue la agresión que sufrió un joven en la vía pública

Ezequiel Peralta sufrió una golpiza al retornar a su casa y quiere que se investigue el accionar de policías de la comisaría Tercera.

El Eco

En las últimas horas fue presentada en la fiscalía una denuncia para que se investigue el presunto violento accionar de efectivos policiales de la comisaría Tercera, quienes a decir por la víctima, Ezequiel Peralta, fue interceptado en la vía pública y posteriormente agredido.

Todo se desencadenó en la madrugada del lunes 18 de junio, cuando el joven de 23 años de edad regresaba hacia su domicilio. Peralta recibió a El Eco de Tandil en su domicilio para contar lo padecido. Indicó que “el domingo del Día del Padre (NdR. 17 de junio) me junté con una amiga y salimos a bailar a Sol Disco. Antes que cierre el boliche, emprendí el retorno”.

El hombre si bien tiene a su familia en la ciudad, trabaja en la provincia de San Juan, por lo que cada vez que regresa lo hace por espacio de pocos días y busca disfrutarlo con sus amigos. Continuó narrando que “cuando estaba por Quintana entre Ameghino y Pasteur, un móvil policial me paró”.

Si bien reconoció que estaba ebrio y que no recuerda lo que los efectivos le dijeron, hay una filmación que la familia pudo obtener, de comerciantes que tienen cámaras exteriores en el lugar. Se puede apreciar que Peralta detiene su andar, dialoga por espacio de tres minutos con los efectivos para luego continuar rumbo a su domicilio. En tanto la imagen muestra cómo el móvil permanece estacionado, cuando Peralta sale caminando hacia Pasteur, cerca de un minuto y luego avanza lentamente.

Roxana Paz, madre del agredido, convocó a la prensa porque al estar involucrada la policía quiere que el hecho se investigue ya que “en esta oportunidad le tocó a mi hijo, pero si nadie habla este tipo de acciones pueden ocurrirle a cualquier joven que ande solo de madrugada”.

Golpeado

Peralta tomó por Pasteur en dirección a Dufau y de repente se desató la locura. Señaló que “donde termina la panificadora la policía se mete en contramano y me detienen. Una vecina del lugar contó que escuchó unos ruidos por lo que miró por la ventana y observó que había una mujer policía convocando a más móviles policiales como refuerzo y me ve que estoy tirado, esposado y con un policía encima mío”.

Reconoció que “recuperé la conciencia en el Hospital Ramón Santamarina donde me llevaron dos hombres policías, que difiere con lo que la vecina nos contó que vio salir el móvil que me llevaba con una mujer al volante y un masculino, por lo que en algún momento del trayecto hubo un cambio”.

Aseveró que “quienes me atendieron me dijeron que tome un ibuprofeno y con la firma y sello de una doctora me dieron el alta. De ahí me llevaron al calabozo de la comisaría Tercera y posteriormente le avisan a mi papá, que es policía en servicio, que estaba aprehendido”.

Según la copia del parte único que confeccionó la policía caratuló el hecho como “Daños, resistencia a la autoridad y lesiones in fraganti”, en tanto quien recibió una feroz golpiza dijo que “ellos exponen que le pateo el móvil y le rompo el espejo del lado del acompañante y salgo corriendo, cosa que por mi estado de borrachera no podría haber hecho. También mencionan que golpeo al policía en el estómago de una piña y que agarro de los pelos a la mujer”.

Las versiones de los policías se contradicen con la filmación conseguida, porque al padre, que también es efectivo, le dijeron que lo habían encontrado durmiendo en Pasteur y Quintana y que al despertarlo inició la agresión.

Lesiones

Al salir de la comisaría la madre lo llevó nuevamente al Hospital porque los golpes recibidos habían sido muchos. “El médico lo dejó internado con politraumatismo, pérdida de conocimiento y de las placas que le realizaron le encontraron que tenía la nariz quebrada, además de un diente partido y la boca lastimada. La policía dice que se lastima cuando lo meten de cabeza al móvil y se cae”.

Refirió que “hacemos la denuncia para que se sepa qué pasó, quién lo golpeó y por qué. Por lo que me dijo el médico que lo atendió la agresión fue con golpes de puño de varias personas, no es por caída. Quiero que se esclarezca esta agresión y que mi hijo quede limpio porque hoy tiene una causa”.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario