¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

En terapia intensiva del Hospital, se recupera el sereno de Santamarina

En las próximas horas será trasladado a una habitación común. Arias sufrió un grave accidente el domingo pasado, que generó que le amputaran su pie derecho. Vecinos del lugar señalaron a San Francisco y Vigil como “una esquina muy peligrosa”.

El Eco

Luego del accidente que lo tuviera como protagonista, Carlos Alberto Arias, de 67 años de edad, permanece estable, alojado en el sector de la unidad de terapia intensiva del Hospital Ramón Santamarina, pronto a ser derivado a una pieza común.

Arias sufrió la amputación de su pie derecho el pasado domingo, luego del accidente que se registró en San Francisco y Vigil, entre la moto que conducía y un vehículo marca Peugeot, modelo 307, guiado por José Cisneros.

Por causas que los peritos determinarán, la Motomel golpeó con el vehículo, sufriendo el conductor del rodado menor heridas de gravedad en su pierna derecha que originaron que los médicos que lo asistieron debieran proceder a la amputación.

El accidentado, que padece diabetes, pasó por el quirófano y fue derivado a terapia intensiva tras la intervención quirúrgica.

Carlos Arias trabajaba como sereno del predio denominado Centenario del club Santamarina, lugar hacia donde se dirigía la tarde del pasado domingo al momento de registrarse el choque con el auto.

Los dirigentes aurinegros, al ser notificados de lo ocurrido, concurrieron al lugar de los hechos y posteriormente estuvieron acompañando al accidentado en el centro de salud pública local.

 

Recuperación

La amputación sufrida demandará tiempo de recuperación que los médicos consultados no determinaron. De ahora en más, Arias deberá tener paciencia y fortaleza anímica para sobreponerse a un panorama complejo, para luego poder hacer los trámites pertinentes que permitan la colocación de una prótesis con la que pueda volver a caminar.

Por ahora el paciente se encuentra asistido por el personal del Hospital, lugar donde permanecerá varios días para luego continuar con la recuperación en su domicilio.

Esquina peligrosa

Vecinos de las calles San Francisco y Vigil aprovecharon la presencia de El Eco de Tandil para acercarse y presentar sus reclamos. Indicaron que “es una esquina muy peligrosa en la que no se registran más accidente por una cuestión fortuita. Acá hay chicos que con motos de baja cilindrada se creen los dueños de la calle y ahora miran azorados cómo una persona se quejaba por el accidente que había sufrido”.

En cuanto al choque en sí, la vecina Esther indicó que “justo estaba con mi nieto en la vereda. La moto venía por Vigil, el auto por San Francisco, y no sé que habrá pasado pero de repente se chocaron, el hombre cayó y el auto paró”. Añadió que “enseguida se juntaron otros vecinos para auxiliarlo y los primeros en llegar fueron los policías que intentaron pararle la hemorragia al hombre”.

Retornando al reclamo por el cual buscaron dialogar con este medio, sostuvieron que “sabemos que el Intendente acá no va a poner un semáforo, pero habría que hacer algo porque con tantos cambios de recorridos que hubo por esta zona, donde muchas calles van y vienen, se anda fuerte sin pensar en las consecuencias.

Otros vecinos simplemente mencionaron que “las autoridades deben saber que en este barrio hay peligro constante de accidentes y deberían hacer algo al respecto. Este hombre iba como todos los días a trabajar y terminó en el Hospital”.

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario