¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Otro menor sufrió el ataque de una banda en la zona del Parque y terminó internado

Un adolescente de 16 años sufrió el ataque de un grupo de jóvenes y terminó internado en la clínica producto la feroz golpiza que recibió. El hecho se registró el sábado por la noche alrededor de las 21.45 en cercanías a la portada del Parque Independencia.

Así lo denunció públicamente la tía del menor agredido, Silvia Echeverría, que compartió detalles de lo ocurrido en una entrevista con el ciclo televisivo “Tandil despierta” (EcoTV) y lamentó el hecho. “Mi sobrino va a la escuela, anda mucho pero nunca había tenido un conflicto de este tipo”, expresó.

Al iniciar el relato de lo sucedido indicó que el menor, que tenía autorización de sus padres para estar fuera hasta las 22, se encontraba con su novia y otras jóvenes en la plaza del Parque cuando pasó un grupo de cinco chicos y uno le gritó “¡qué mirás, gato!”.

La provocación no causó ninguna reacción hasta que uno de ellos “le pegó una trompada en la boca a mi sobrino”, y a partir de ese momento “ya no recuerda más nada”.

“Entre esas cinco personas le empezaron a pegar de tal manera en la cabeza, en el cuerpo” que lo dejaron “inconsciente”, mientras que “una de las chicas” que estaba con él también recibió golpes.

Al notar que la víctima perdió el conocimiento, los agresores “se escaparon”, relató Echeverría, que puso especial énfasis en el ensañamiento que mostraron ya que “no le robaron el celular ni ninguna otra pertenencia”.

Y señaló, según el testimonio de su sobrino, que en pleno ataque uno de ellos hizo referencia a que se habían equivocado de chico, “pero que no importaba y le siguieron pegando”.

Una familia que pasó por el lugar los asistió, por lo que aprovechó la oportunidad para transmitir un agradecimiento público. “Mi sobrino no se acordaba mucho de lo que pasó pero en ese momento sonó su celular y era su madre”, entonces el señor que lo auxilió atendió el llamado y le contó lo que había pasado y lo llevó hasta la Nueva Clínica Chacabuco, tal cual le había pedido la mujer.

“El nene estuvo internado hasta las 7 del domingo porque se desvanecía y quedó en observación” producto de los golpes. “Fue algo muy feo; no se lo deseo a nadie”, expresó con especial malestar.

“Tandil está
cambiando mucho”

En declaraciones televisivas, Echeverría precisó, de acuerdo al relato de quienes acompañaban al menor, que del ataque habrían participado dos mayores de edad y que su hermano “no hizo la denuncia”.

Compartió la preocupación de la familia frente a lo sucedido y al estado de salud del joven, y reflexionó que “Tandil está cambiando mucho”, a la vez que se mostró en desacuerdo con la postura que adoptan algunos padres de no radicar la correspondiente denuncia.

En relación a la presencia policial, sostuvo que “paso todos los días por el Parque Independencia y no hay patrullaje en ningún horario a la noche y tendría que haber porque hay muchos menores ahí”.

Y contó que ese mismo día salió de su vivienda ubicada en Las Tunitas a las 21.50, salió a buscar a su hija que se encontraba en casa de una amiga “y pasamos por ahí. Había dos patrulleros y un montón de chicos” y uno de ellos “era mi sobrino”.

“A los 20 minutos me llamó mi cuñada, desesperada, y le dije que había pasado por ese lugar.

El planteo la llevó a referirse a la situación actual en la barriada, lamentó que “mi casa está cerrada con rejas, no somos dueños de nada”, y apuntó contra un grupo de “cinco o seis personas que sabemos quiénes son”.

“No sé qué está pasando en Tandil; está cambiando un montón”, insistió Echeverría y reclamó acciones para afrontar esta situación.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario