¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Buscan completar el convenio colectivo de trabajo e incluir un manual de funciones para fin de año

El Ejecutivo y el Sindicato de Trabajadores Municipales de Tandil (STMT) se encuentran abocados, en encuentros semanales, a la confección de un convenio colectivo de trabajo y de un manual de funciones para la planta de empleados comunales con el foco puesto en concluirlos e implementarlos para fin de año.

La posibilidad de desarrollar la primera herramienta se abrió a partir de la sanción de una normativa provincial, en lo que se planteó como una “oportunidad única” para incorporar la segunda, que lleva años en desarrollo y que regirá el desempeño de los agentes de cada área.

El secretario de Gobierno, Oscar Teruggi, abordó ante este Diario el avance de la discusión en el marco de los encuentros paritarios y proyectó que el objetivo es poder contar con el instrumento para fin de año. “Ese es el compromiso que hemos asumido y para eso estamos trabajando”, ratificó.

Ambas estructuras volvieron a ponerse en el centro de la escena a partir del conflicto que se desató con los enfermeros que cumplen tareas en el Sistema Integrado de Salud Pública, en función del argumento que expuso el Gobierno comunal para atender la demanda.

El trabajo

Las partes llevan adelante la confección de un proyecto de convenio colectivo de trabajo, en el marco de la puesta en vigencia de la Ley 14.656 de Empleado Público, a la par de otro que desarrolla el Sindicato de Trabajadores de Tandil.

Ambas propuestas contemplan un extenso articulado (que ronda los 200), por lo que el desafío apunta a revisar todos los puntos para definir aquellos en los que hay acuerdo, en los que no y en los que admiten una discusión.
La perspectiva del Gobierno es firmar un convenio colectivo de trabajo que incorpore dentro de esa estructura el manual de funciones, en el que “se viene trabajando desde hace mucho tiempo” y el que reglamentará el trabajo del empleado municipal en Tandil.

En concreto, la herramienta establece los escalafones, los ascensos y la carrera de los agentes de las distintas áreas que forman parte de la estructura municipal.

Teruggi destacó los aportes efectuados a lo largo de los años en pos de lograr establecer “cada uno de los puestos laborables” y la función específica, ya que se incorpora un “puntaje determinado” que establecerá en qué jerarquía estará ubicado y la remuneración acorde.

“Es un trabajo complejo”, reconoció pero resaltó que representa una “obligación” realizar ya que “favorecerá a los empleados” frente a la falta de certeza que brinda el desactualizado manual de funciones en vigencia, sobre el cual se formularon decretos modificatorios. “Queremos dejar un instrumento moderno y que se acomode a la realidad del Municipio que tenemos hoy”, enfatizó el secretario de Gobierno.

Una oportunidad única

En diálogo con El Eco de Tandil el secretario de Gobierno destacó la buena predisposición de los integrantes paritarios que representan a la organización gremial para discutir el desarrollo del proyecto y marcó el compromiso asumido de avanzar a la par para lograr su concreción. “Hay mucho hecho pero todavía falta”, planteó.

En ese sentido esta semana las partes acordaron que, en paralelo a las reuniones paritarias en las que se aborda el convenio colectivo de trabajo, se establecerán encuentros para avanzar con el manual de funciones “y ver si lo podemos cerrar”.

Teruggi sostuvo que se encuentran frente a una “oportunidad única” de resolver ambas herramientas, incluyendo una dentro de otra, a partir de lo que permite la ley provincial.

“Estamos dispuestos a avanzar y el gremio también”, dijo y admitió cierta cautela frente a una postura representada por la parte gremial, que busca “innovar para conseguir alguna mejora”, y otra por el Ejecutivo como empleador, que trata de conservar “muchas de las condiciones que hoy están establecidas porque tiene una implicancia presupuestaria”.

El caso de los
enfermeros

A este esquema se suma el conflicto con el agrupamiento de enfermería del sistema sanitario, que el lunes iniciaron una protesta en reclamo de mejores condiciones laborales y una bonificación del 35 por ciento y amenazan con iniciar medidas de acción directa si no obtienen una respuesta.

El Ejecutivo ya difundió su postura y la negativa de otorgar ese reconocimiento a un único sector ante las dificultades presupuestarias que implicaría, y en lugar de ello se inclina por alcanzar una salida integral a partir del marco que darán estas dos herramientas en debate.

Así, planteó como alternativas que el primer agrupamiento sea el de los enfermeros y que los representantes de cada parte involucrada “nos pongamos a trabajar en encuadrar la situación dentro del manual de funciones para darle un cierre”.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario