¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

El Ejecutivo está estudiando una solución para las casas del barrio 30 Años de Democracia

Luego de los reclamos vecinales, el secretario de Obras Públicas Roberto Guadagna explicó que el Municipio no recibió la obra por los desajustes que presentaba en la calidad de ejecución de los trabajos y por tal motivo el período de garantía se fue extendiendo. No pudo precisar plazos en los que se solucionarían los inconvenientes, pero aseguró que “es tema de estudio” y que están considerando un “abanico de posibilidades para resolver las patologías”.

El Eco

Tras el reclamo de vecinos que residen en el barrio 30 Años de Democracia sobre las innumerables falencias que presentan las viviendas, desde el Municipio aseguraron que están analizando un “abanico de posibilidades para resolver las patologías”, pero no pudieron dar plazos en los que los inconvenientes estarían solucionados.

El secretario de Obras Públicas Roberto Guadagna explicó que desde que 2014, poco después de que se entregaron las casas del barrio que se llevó adelante desde el Municipio utilizando el sistema Steel framing, que tuvieron que asistir los reclamos de los vecinos por falencias en las propiedades.

Aclaró que justamente por ese motivo, el Municipio no recibió la obra, por “la serie de desajustes que tenía acorde al proyecto y al pliego, sobre todo en la calidad de ejecución de los trabajos, y en esa lógica se han sucedido los reclamos legítimos de los vecinos. Hay problemas de humedad, filtraciones y otras cosas del sistema constructivo”.

Expuso que “desde la primavera de 2016 hasta marzo del año pasado se hizo un abordaje más grande de volumen de obra con la misma empresa y evidentemente, por lo que estamos viendo, siempre tuvieron patologías de la construcción que ahora vuelven a recrudecer, y se manifiestan más”.

Indicó que los problemas “se atenuaron en algunas de las casas que fueron intervenidas por la propia empresa en el marco del reclamo y otras han aparecido en el último tiempo y se va tomando conocimiento”.

Tema de estudio

“Estuvimos hablando con el Intendente y el jefe de Gabinete de cómo se va a abordar la situación de acá en adelante y estamos trabajando en eso, desde el punto de vista técnico, legal y administrativo. Es tema de estudio cómo se van a solucionar los problemas, de ver fehacientemente qué durabilidad y qué efectividad tienen los trabajos que se han hecho sobre el mismo sistema o si hay que barajar otro abanico de posibilidades para resolver las patologías”, señaló.

En ese contexto, planteó que lo analizan en principio dentro del mismo sistema constructivo, pero “si se agota porque es irreversible el tema de algunas de las patologías por la calidad de ejecución de determinadas partes de obra, habrá que pensar otra modalidad, habrá que ver el planteo de alternativas y ver hacia dónde se va, con una evaluación técnico administrativa legal”.

“Como las casas están adosadas una con otra, cualquier cambio de sistema involucra a la de al lado, cualquier determinación que se tome tiene que ser para el todo o, dentro del sistema total, para la parte. Eso es lo que se está analizando y viendo hacia dónde se va”, manifestó.

Las falencias

En cuanto a las falencias de la construcción, sostuvo que “son vicios que se manifiestan ahora en función de la calidad de ejecución de los trabajos, y probablemente el uso del sistema o trabajarlo al límite, o adaptar el sistema a una realidad más nuestra, una serie de variables que probablemente parte de las patologías en el trabajo de los materiales hayan arrancado en una falencia en el propio proyecto. Estoy describiendo una serie de alternativas, pero serán los peritajes y revisiones de obra que se hagan los que determinarán qué pasó puntualmente”.

“Hubo visitas de los fabricantes de placas de perfilería, ha habido informes, hay mucho material. El tema definitivamente es cómo debería haberse hecho, como está hecho, cuáles son las posibilidades de reparación de lo que está hecho y cuáles son los límites de lo que va a ser irreversible y, en esa lógica, ver hacia dónde va a haber que ir sin perder de vista lo administrativo y legal en términos de que fue una obra licitada, contratada, inspeccionada, y obviamente tiene un período de garantía que va extendiéndose en función de las obras de reparación de los vicios de construcción que fueron evidentes que se manifestaron”, finalizó.

Guadagna aseguró que las obras en Del Libertador se frenaron por una redeterminación de precios

Por otro lado, Guadagna se refirió a las obras de asfalto inconclusas en Del Libertador, en el barrio de Villa del Parque. Los vecinos salieron a reclamar públicamente porque temen que no se finalicen los trabajos, que actualmente están parados.

Al respecto, el secretario de Obras Públicas afirmó que no está frenada la obra por un tema de fondos, sino de “redeterminación de precios con la empresa”.

Recalcó que la obra “no sólo fue prometida, sino además licitada y contratada, y estamos en un escenario de ver qué factibilidad legal existe de redeterminación de precios en contratos que eran sobre precio cerrado, a la luz del paso del tiempo de la firma del convenio, del avance de las obras, y obviamente del proceso devaluatorio de la economía que modificó las condiciones financieras y obviamente, los costos de obra”.

Ante ese escenario, expuso que están en conversaciones con la empresa, ya que la obra está dentro del convenio de pavimentación y repavimentación de 33 cuadras que se rubricó con el Ministerio del Interior de la Nación.

“Se licitó por un monto determinado para desarrollar en un tiempo pero ha ocurrido devaluación e inflación, que modifican fuertemente los valores y la empresa invoca la necesidad de actualización de valores. Desde el punto de vista contractual no estaba previsto, con lo cual se están haciendo las miradas administrativas y legales también para ver si hay factibilidad o no, más allá de la cuestión presupuestaria. La primera cuestión es si eso es posible legalmente y que luego que sea convalidado en el Tribunal de Cuentas de la Provincia de Buenos Aires”, puntualizó.

Y agregó que “lo real es que la empresa está, permanece y está en plena renegociación de su contrato que, por ahora, no estamos viendo factible desde el área Legal y Técnica y es lo que se intenta resolver”.

En cuanto a los fondos, informó que en los últimos días llegaron 14 millones que se suman a los poco más de 3 que habían llegado en principio, de los 33 millones. Si bien ese dinero sirve para ir pagando las obras, ya que el Municipio tuvo que adelantar bastante dinero por el atraso de Nación, Guadagna aclaró que el debate actual gira en torno a actualizar los valores.

Figueroa es otra calle que corresponde a esa tanda de obras, y que por el momento está postergada.

“En la semana iremos teniendo un panorama porque estamos hablando de esto. No es voluntad de no hacerla, sino parados en este panorama de cuál es el límite de ampliación de valores posible desde lo legal y obviamente la disponibilidad presupuestaria del Municipio para afrontar la diferencia que no va a afrontar el Ministerio, porque el convenio que firmó el Intendente es claro, que no tiene valores adicionales por redeterminaciones”, manifestó.

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario