¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Elisa Carrió denunció a Bossio ante la Justicia y el tandilense la acusó de proceder con “mala fe”

En la víspera, la diputada nacional Elisa Carrió presentó una denuncia penal contra el tandilense Diego Bossio, exdirector ejecutivo de Anses; Axel Kicillof, exministro de Economía; y Hernán Lorenzino, integrante del Comité Ejecutivo del Fondo de Garantías de Sustentabilidad (FGS) del organismo por presunto manejo fraudulento del dinero de los jubilados. Horas después, el tandilense respondió a través de un escrito y garantizó que “entregué un organismo impecable”, al tiempo que sembró dudas sobre la actual gestión.

El fuego cruzado arrancó ayer, cuando Carrió sacó a la luz la presentación judicial a través de un comunicado y pidió que se investigue una eventual “administración fraudulenta” del Comité Ejecutivo de ese fondo en el período 2010-2015, cuando fue creado para administrar las acciones que quedaron en poder del Estado al estatizar las AFJP.
La denuncia, que se encuentra a cargo de juez federal Sebastián Ramos y la fiscal Paloma Ochoa, impulsa una investigación contra Bossio, Kicillof, Lorenzino y los ex funcionarios Santiago López Alfaro; Adrián Consentino; Emmanuel Antonio Alvarez Agis; Pablo Julio López; Juan Carlos Pessoa y Roberto Feletti.

En respuesta, Diego Bossio presentó un escrito con argumentos políticos y técnicos para rechazar las denuncias de la diputada, a quien le achacó su “tendencia a desbocarse cada vez que se siente acorralada o fuera del protagonismo que pretende”.

Y consignó que “estos días Carrió y sus andanadas incluyeron sin nombres a círculos del propio Gobierno al que representará en las elecciones. La deben haber retado y exigido que al menos amplíe el espectro para que en su pretendido estanque de barro ingresen más actores”.

El tandilense agregó que “las expresiones de la presentación que realiza respecto de Anses denotan una falta absoluta de conocimiento, lo que podría, en una rápida conclusión, estar muy cercano a la mala fe”.

“Manejo prudente”
e inversiones

Sobre los aspectos técnicos, Diego Bossio expuso que “todas las operaciones realizadas por el FGS están sujetas a estrictas normas financieras y su accionar es monitoreado y auditado por una amplia gama de órganos de control”.

Argumentó que el FGS opera en “mercados regulados por la Comisión Nacional de Valores (CNV)” y a “precio de mercado” a través de bancos custodias “de primera línea” según disposiciones del Banco Central, “lo que conforma un proceso de suscripción y liquidación en un marco de total transparencia”.

Bossio sostuvo que el presupuesto de Anses es más del 40 por ciento del Presupuesto nacional, y un día de pago de jubilaciones y pensiones representa entre el 0,5 y el 1 por ciento del valor del FGS. En esa línea, indicó que en “un manejo prudente” de los recursos y ante contingencias, el FGS tenía en sus cuentas custodias valores cercanos al 1 por ciento del fondo.

Por otro lado, explicó que como los plazos fijos no podían ser menores a 35 días y las únicas inversiones de corto plazo para ese volumen de fondo eran los pases con el BCRA, que no estaban permitidos para el Fondo de Garantías de Sustentabilidad (hasta la sanción de la nueva ley), “un porcentaje importante de la liquidez era mantenida en dólares en las cuentas de los bancos custodias pero expresada en pesos, lo que hace más abultada a cuenta de liquidez pero sumando para el rendimiento del FGS la depreciación del peso como tasa anual”.

En relación a los montos, precisó que el fondo se creó en diciembre de 2008 con 98 mil millones de pesos y a diciembre de 2015 tenía 664 mil millones, “con una tasa de rendimiento promedio de más del 31 por ciento en pesos y más del 8,5 por ciento en dólares. Esta performance se dio gracias al profesionalismo y prudencia con que fue manejada la cartera”.

En contraposición, cuestionó que “no se verifican en el FGS importantes modificaciones en su cartera desde la asunción del nuevo Gobierno”.

“Parte de no saber
o de mentir”

En otro tramo de la respuesta, Diego Bossio afirmó que “la errónea o deliberada equivocación” de Carrió “parte de no saber o de mentir. Se basa como único argumento en la administración del Fondo por el actual Gobierno” y cita que “afirma que ‘para confirmar la maniobra delictiva, con el cambio de gestión los niveles de disponibilidad se redujeron sin perder liquidez desde el año 2016’”.

El tandilense expresó que “como director ejecutivo de la Anses y liderando un gran equipo de personas comprometidas, eficientes, solidarias y honestas, entregué un organismo impecable” y agregó que “los avances no solo fueron en la gestión y brindando respuestas a los argentinos, sino también cumpliendo con las más altas varas respecto a la transparencia y apego a las normas”.

En ese aspecto, Bossio indicó varias instancias de control que atravesó su gestión como las auditorías de la Sigen (Sindicatura General de la Nación); y los balances aprobados por la Auditoría General de la Nación (presidida por la oposición), donde elogió “una mejora continua en los aspectos de control interno” en favor de “la transparencia y agilización del proceso de liquidación e inventario de sentencias judiciales y en el avance en la exposición de los estados contables”, y le sumó las 26 veces que concurrió al Congreso a dar explicaciones y responder preguntas de los diputados y senadores nacionales.

El contraataque

En sintonía con los antecedentes que invocó, el diputado nacional sostuvo que “entonces ahora, también requeriremos que las actuales autoridades concurran a dar las explicaciones y responder las preguntas que tenemos para realizar desde nuestro Bloque Justicialista. Hay mucho por consultar y que nos respondan”.

Sobre el final de su descargo ante la Justicia, advirtió que “no permitiremos que se dude de nuestra gestión en la Anses. Si lo que se pretende es tapar con mentiras y ensuciando personas la situación de estancamiento de la actual gestión, sumado a las serias sospechas y denuncias que se vienen sucediendo desde distintos sectores, equivocaron el camino”.

Y le reclamó al macrismo que “sería sano que cumplan con los pedidos de la Unidad Fiscal de Seguridad Social para que se publique información sobre el Estado y evolución del FGS”, al tiempo que destacó que mientras tanto “la diputada Carrió desvía la mirada, sobre estos hechos graves no dice nada y apunta de manera equivocada”.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario