¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

“Habló el pueblo radical, ahí se terminó la discusión”, dijo Fernández tras la asamblea

El vicepresidente del Comité Provincial de la Unión Cívica Radical, el senador Carlos Fernández, fue uno de los hombres que participó de la asamblea llevada a cabo la semana pasada, donde se definió que en el orden local el radicalismo irá a las próximas PASO con lista cerrada.

Lo llamativo de aquel encuentro de correligionarios fue que estuvieron ausentes siete actuales concejales, aunque el más apuntado por no concurrir a la cita fue Marcos Nicolini, quien viene teniendo desde hace ya algunos meses marcadas diferencias con la conducción del radicalismo local.

Fernández buscó no entrar en ninguna polémica y sintetizó lo acontecido con la frase: “Vox populi, vox dei” (N.d.R.: la expresión significa “la voz del pueblo, es la voz de Dios, por lo que la opinión popular de la gente ordinaria revela la voluntad de Dios y debe obedecerse”.

Luego, argumentó que “habló el pueblo radical, no tengo nada más que decir, ahí se terminó la discusión, sino transformamos lo que ya se decidió en una asamblea en un debate de dos. No es así”.

Sobre lo expresado por Nicolini en este medio en cuanto a que la asamblea era extemporánea, dijo que “vuelvo a repetir que el pueblo radical habló y ahí terminó todo. Después puede haber opiniones personales, pero cuando habla el máximo órgano del partido ahí finaliza la discusión”.

Consultado si lo sucedido le molestaba, teniendo en cuenta que Lunghi señaló que la ausencia fue una falta el respeto al afiliado, el funcionario optó por seguir en la misma línea de no polemizar, indicando que “no para nada, cada uno tiene derecho a opinar y hacer lo que quiera”.

Desde la UCR local la ausencia de siete concejales en mandato y las diferencias que han tenido en el último tiempo, lo entienden como una proyección encubierta a 2019, donde Marcos Nicolini quiere ser candidato a intendente para suceder a Lunghi, tras cuatro mandatos consecutivos. Al respecto, indicó que “aún no pasamos ni la mitad de 2017, me parece que es muy temprano como para hacer proyecciones para 2019. Creo que es demasiado adelantado”.

Desdramatizar

En cuanto a la decisión de los siete concejales, encabezados por Nicolini, de no presentarse y comenzar a marcar el terreno, dijo que “tendrán una postura, no hay problemas. Hay que desdramatizar estas cosas. Acá hay que entender que no es una discusión de uno contra uno, habló el pueblo radical y fue absolutamente contundente por aclamación y unanimidad”.

Agregó que “en cuanto a las listas, definirán los afiliados, no hay otra posibilidad, ya que es el máximo órgano de conducción del partido, para ir a las PASO, para que luego queden integradas las listas como sucedió hace dos años. Esto va a pasar en muchos lugares de la provincia. Acá se hace una novela de un hecho absolutamente normal”.

Al referirle que no es normal que un grupo de concejales se le plante a Lunghi con el poder que ostenta el Intendente, quien está gobernando desde 2003, señaló que “está en su derecho de hacer lo que quiera, pero debería haber discutido en la asamblea”.

“Cada hecho violento que
pasa fortalece al Gobierno”

El pasado sábado el presidente de la Nación, Mauricio Macri, mantuvo un encuentro con el padre Raúl Troncoso y Miguel Lunghi. Sobre esta reunión que se dio por espacio de 45 minutos, el senador Carlos Fernández expresó que “estaba en el Municipio con Miguel (Lunghi) en ese momento, y obviamente no íbamos a ir una patota a verlo, sino que había que privilegiar las cosas que le tenía que plantear el Intendente. Me pareció que estuvo muy bien la convocatoria realizada y seguramente en el corto plazo se va a repetir con María Eugenia Vidal, ya que la gestión y las relaciones son buenas y permanentes”.

En cuanto al escrache que llevó adelante un minúsculo grupo que se vio magnificado en los medios nacionales, manifestó que “estaba justo en ese lugar y realmente eran seis. Todo el mundo tiene derecho a expresar su opinión, aunque me parece un desubique escrachar al Presidente de esa manera. Se pueden expresar como quieran, de lo que no tienen derecho es a molestar al otro”.

Y analizó que “todas estas cosas forman parte de la famosa grieta, ya que hay gente que aún no se banca haber perdido, no terminaron de digerir esa situación. La realidad indica que la gente votó y hay autoridades legítimamente constituidas, está funcionando el sistema democrático en todas sus instituciones y hay posibilidades de expresar disidencias en todos los órdenes”.

Remarcó que “no comparto el criterio de hacerlo en forma violenta, ni escrachando gente, no me parece que forme parte del sistema democrático”.

Para Fernández, “cada hecho de estos genera fortaleza en el Gobierno. Si con hacer cortes y marchas buscan algo, creo que logran en la gente el efecto contrario. Cada hecho violento que pasa fortalece al Gobierno. Son actitudes de intolerancia. La gente pretende diálogo, debate y discusión, pero en tono civilizado, que es lo que te permite el sistema democrático. Sino pasás a creer que porque llevás cinco personas más a una marcha eso reemplaza al sistema democrático y es algo que me parece un disparate”.

Detalló que “en cada encuesta de opinión pública hay un repunte de la imagen del Presidente, de la Gobernadora, quedando en claro que el efecto que están buscando es inverso al que ellos pretenden”.

Vidal

Teniendo en cuenta que desempeña funciones en La Plata, el funcionario radical habló también de la extensa lucha que se está produciendo con el reclamo de los docentes.

Aseveró que “se ha estirado demasiado y es un conflicto que no tiene razón de ser. Hay que observar que los que no son docentes y son empleados provinciales van a estar cobrando un incremento superior al que estaba pactado de acuerdo a la cláusula gatillo y los docentes todavía no lo pueden hacer porque no se cerró la paritaria”.

Auguró que “esperemos que en el diálogo que ha convocado María Eugenia Vidal se logre un grado de razonabilidad que permita resolver el conflicto. Es hora también de discutir algunas cuestiones centrales en un tema como el educativo, que los resultados que está teniendo el sistema son pésimos y en la práctica ha generado una privatización de hecho del sistema de educación”.

En el final, evaluó que “aquellos que abrazamos determinadas ideas progresistas, pretendemos que mediante la educación pública se logre generar igualdad de oportunidades y se ha hecho absolutamente lo contrario. Gran parte de ese resultado es el producto de una forma de reclamo salarial que puede ser absolutamente legítimo, que nadie cuestiona en ese sentido, pero que no lleva a ningún resultado concreto”.

Nota proporcionada por :

Deja un comentario